La oposición no le ve sentido al plebiscito que plantea el vice

Coinciden en que es una decisión que depende solamente de Cobos y de los radicales.

La oposición kirchnerista ya empezó a tantear distintas alternativas a los fines de explorar alguna posibilidad que resulte exitosa en las legislativas de 2009, y que sobre todo, desgaste al oficialismo. Pero estas posibilidades no contemplan la hipótesis de un plebiscito que refrende el cargo institucional (y político) que ocupa desde hace un año Julio Cobos.

"Cobos es hoy parte del gobierno; no nos podemos enredar en un tema que es propio del radicalismo, una fuerza con la que pretendemos avanzar en acuerdos programáticos y electorales", afirmó Gerardo Conte Grand, dirigente peronista que integra la conducción de la Coalición Cívica, el espacio de Elisa Carrió.

En un tono similar se manifestó Federico Pinedo, el jefe del bloque de diputados nacionales del PRO. "¿Plebiscito para ver si Cobos sigue siendo vicepresidente? Es un tema de Cobos, si sigue siendo vice o no; no es un tema de los demás partidos. Es una decisión que depende exclusivamente de él", respondió.

Oscar Aguad, jefe del bloque radical en diputados, también mostró extrañeza por la curiosa iniciativa que está fogoneando el cobismo. "No, (el del plebiscito) no es un tema que hayamos tratado los radicales ni tampoco lo vamos a tratar", descartó el cordobés. "Pero sí le puedo decir que Cobos está cada vez más cerca del radicalismo", agregó Aguad.

La Coalición Cívica y el radicalismo ya iniciaron gestiones para ensayar frentes electorales en 2009, con la perspectiva de armar una gran alianza para 2011. El fantasma de Julio Cobos ha sobrevolado siempre las conversaciones. Sin embargo, las conducciones de ambos espacios políticos coinciden en una frase: "Cobos, hoy por hoy, es parte del Poder Ejecutivo".

"No creo que tenga viabilidad un plebiscito; no sé si hay registro en el mundo de una ratificación como la que pretendería el cobismo", argumentó Conte Grand.

Dentro del radicalismo, la pregunta del millón es cómo será el regreso de Cobos al partido del que fue echado hace un año y medio. Desde la conducción que ejerce el senador nacional por Jujuy, Gerardo Morales, se insiste en que mientras Cobos continúe en el gobierno, con él (pero no con su gente) no puede haber ningún acercamiento.

Desde el PRO no hay energías puestas en ver el descenlace de la novela Cobos. Sí, en cambio, se mira con especial interés el surgimiento de un peronismo antikirchnerista, sobre todo en el distrito bonaerense. El rompimiento definitivo de Felipe Solá con el oficialismo está siendo observado con atención desde el macrismo. "Si Cobos quiere seguir, que siga; si quiere renunciar, que lo haga; nadie puede obligarlo o presionarlo para que actúe de una u otra manera. No me parece que haya que involucrar al pueblo en una decisión de ese tipo", concluyó Pinedo.

"Mañana (por hoy) se reúne la conducción de la Coalición y quizás alguien plantee esta versión del cobismo. Mi opinión es sencilla: no le encuentro mucho sentido a esto del plebiscito", sostuvo Conte Grand.

Comentá la nota