La oposición le reclamó al Gobierno sesiones extraordinarias por la sequía

La oposición le reclamó al Gobierno sesiones extraordinarias por la sequía
Pedido. Radicales, socialistas y dirigentes de la Coalición Cívica, que aseguraron que buscan “proteger la producción, el empleo y el consumo”, remitieron una carta a la Presidenta para que abra el Congreso antes de los plazos previstos en la Constitución.
El radicalismo, el socialismo y la Coalición Cívica reclamaron al Gobierno que convoque al Congreso a sesiones extraordinarias para tratar medidas contra la crisis económica, y simultáneamente pidieron la suspensión de las retenciones a las exportaciones de granos y la eliminación del IVA a la canasta básica, entre otras disposiciones.

Representantes de las tres fuerzas hicieron el reclamo conjunto durante una conferencia de prensa en el Salón Illia del Senado, donde además anunciaron la realización de una audiencia pública para tratar la problemática agropecuaria.

Los legisladores anticiparon que presentarán proyectos de ley que girarán sobre “tres ejes fundamentales”, que contemplan proteger la producción, el empleo y el consumo.

Entre sus propuestas se encuentran la suspensión de las retenciones a las exportaciones de granos por una campaña agrícola, la eliminación de las retenciones para la leche y la carne, y la eliminación del IVA para los productos que conforman la canasta básica alimentaria.

Los legisladores opositores señalaron que remitieron una carta a la presidenta Cristina Kirchner para pedirle que convoque a sesiones extraordinarias, al sostener que “es el Congreso el lugar para abordar” las consecuencias para la Argentina de la crisis financiera internacional y de la sequía que afecta al campo.

El senador socialista Rubén Giustiniani señaló que “es inaceptable que en el marco de esta crisis el Congreso no trabaje”, y recordó que “desde 1973 no hay antecedentes” de que el Parlamento no sea citado antes del comienzo de las sesiones ordinarias, que se inician el 1 de marzo.

En el mismo sentido se pronunció el titular del radicalismo, Gerardo Morales, quien advirtió que “el país necesita un acuerdo económico, político y social, y el Congreso es el ámbito para producirlo”.

Asimismo, el senador jujeño anunció que la oposición convocará a una audiencia en el Congreso para la tercera semana de febrero, a la que se invitarán a todos los sectores relacionados con la producción agropecuaria.

Por su parte, la senadora de la Coalición Cívica María Eugenia Estenssoro afirmó que el Gobierno “quiere mostrar que hay una oposición dividida”, pero remarcó que eso no es verdad y que “los tres partidos nacionales más importantes de la oposición estamos unidos para presentar medidas concretas”.

“Queremos que haya diálogo y consenso, pero el Gobierno lo quiere desterrar”, añadió la legisladora de la CC.

Además, estuvieron en la conferencia de prensa por el radicalismo los senadores Ernesto Sanz, Alfredo Martínez y Juan Carlos Marino, y los diputados Pedro Azcoiti y Sandra Rioboó, los diputados de la CC Fernanda Gil Lozano y Horacio Alcuza, y los dirigentes de este partido Margarita Stolbizer y Gerardo Conte Grand.

Entre los proyectos de ley anunciados se encuentra uno para eliminar el IVA a los productos que conforman la canasta básica.

Además, proponen eliminar todas las retenciones a las exportaciones de cereales por un ciclo agrícola, y la eliminación completa de las retenciones a la leche y carne.

También se impulsará la apertura de las exportaciones de carne, con la eliminación de los Registros de Operaciones de Exportaciones (ROE), y eliminación de la Resolución 42 de la ONCCA.

Los legisladores indicaron luego que el Gobierno no distribuyó el año pasado $7.600 millones en concepto de ATN que tenía a su disposición, y propusieron crear con esos recursos un fondo de $3.000 millones para atender las necesidades de los productores agropecuarios.

Morales indicó que un porcentaje de esos fondos deberían otorgarse en forma directa a los productores, otro porcentaje en forma de créditos a tasas subsidiadas no superiores al seis por ciento, y el resto para obras de infraestructura.

El senador radical dijo que esos fondos “no deben ser manejados por (el secretario de Comercio) Guillermo Moreno”, sino “por el ministro de la Producción de la Nación y el Consejo Federal Agropecuario”.

Comentá la nota