La oposición se disputa una comisión clave

La oposición se disputa una comisión clave
La pelea es entre la peronista disidente Graciela Camaño, el radical Ricardo Gil Lavedra y Adrián Pérez, de la Coalición Cívica. Mañana se reúne el grupo negociador que debe definir los nombres de cada fuerza.
La disputa de las comisiones en la Cámara de Diputados no terminó. Mañana mismo los legisladores retomarán le negociación, o si se prefiere la disputa, y definirán quiénes serán los 45 presidentes. La primera novedad a la vista es que, por estas horas, el oficialismo perdería el manejo de la estratégica Asuntos Constitucionales y que sobran candidatos en la oposición para pelear ese lugar. La segunda, es que ya hay algunos nombres puestos para otras comisiones.

"El oficialismo pidió Asuntos Constitucionales y nosotros le dijimos que no", explicó la radical Silvana Giudici. Hasta ahora, esa comisión la presidía Graciela Camaño, que formaba parte del bloque oficial pero que ahora se paró en un espacio con otros cinco diputados –Peronismo sin Patrones– que, el día de la jura, jugaron con el bloque que reunió al espacio opositor.

Camaño se postula para seguir. El radicalismo propone a Ricardo Gil Lavedra. La Coalición Cívica a Adrián Pérez. Nadie quiere perdérsela. Asuntos Constitucionales será una de las claves de la negociación que larga el próximo miércoles.

En la oposición casi todos prefieren no mostrar las cartas sobre aquello que aún no está cerrado. Pero se sabe que en el acuerdo al que ya llegaron la Comisión de Cultura iría para el socialismo –tal vez para Roy Cortina–; la de Minería para Pino Solanas; Prevención de Adicciones para el GEN de Margarita Stolbizer; la de Mercosur para el PRO –que pondría allí a Gabriela Michetti–; la de Medio Ambiente para Miguel Bonasso, y la de Derechos Humanos para Victoria Donda.

"Nosotros ya tenemos un preacuerdo, ahora lo tenemos que acomodar al nuevo escenario porque hay algunos cargos que no tenemos: por ejemplo en la Comisión de Presupuesto tenemos dos integrantes menos que lo que habíamos previsto. Pero va a haber acuerdo. Nuestra prioridad es que se establezca todo rápido, como para que esté listo el 16 de diciembre", apuntó Patricia Bullrich.

Según le admitió Rubén Lanceta, de la UCR, a la agencia DyN la oposición también puso el ojo en la comisión que hace el seguimiento de los decretos de necesidad y urgencia que dicta el Poder Ejecutivo, y que hasta ahora presidía Marita Perceval, del Frente para la Victoria. Y voceros del radicalismo y la Coalición Cívica le adelantaron a esa agencia de noticias que se proponen reflotar la comisión que se creó para investigar el desfalco que hicieron las exportadoras de cereales –una maniobra de unos 1.500 millones de dólares– durante 2008, cuando subieron las retenciones con la resolución 125. Un artilugio que hasta fue reconocido por el actual ministro de Agricultura, Julián Domínguez. La Comisión de Agricultura es otra de las que está en el centro de la tormenta. Christian Gribaudo, de PRO, cree que la silla de presidente le quedaría bien. Pero no es el único. Y en el radicalismo se anotan varios. También quieren crear una comisión para investigar hechos de corrupción, especialmente vinculados a la obra pública.

En los hechos, está previsto que el oficialismo presida veinte comisiones y la oposición 25. El borrador de los acuerdos preestablecidos dice que siete presidentes serán radicales, seis para el PJ, cuatro para la Coalición Cívica y dos cada uno para el PRO, Proyecto Sur y Libres del Sur. El SI y el socialismo, uno cada uno. El último gran bocado del banquete es la presidencia tercera de la Cámara. Y los que quieren comer son los del PJ disidente y los dirigidos por Elisa Carrió.

El próximo paso es una comisión anticorrupción

La oposición está decidida a avanzar sobre todos los espacios que pueda para cercar al kirchnerismo. Ayer, el radicalismo planteó la alternativa de constituir una comisión investigadora sobre presuntos casos de corrupción en el gobierno nacional. El senador radical Ernesto Sanz dijo que es "necesario" avanzar en la creación de una comisión que investigue presuntos casos de corrupción ante las "falencias" de la Justicia Penal Federal, encargada de seguir las causas contra los funcionarios por irregularidades en su gestión. "Hay un montón de comisiones bicamerales que no han funcionado bien porque han tenido hasta aquí una mayoría abrumadora del oficialismo, y es impensado que el oficialismo se investigue y se controle a sí mismo. Ahora eso puede cambiar".

Por su parte, el diputado Felipe Solá, que asumirá la jefatura del bloque Peronismo Federal, apuntó contra el flamante legislador Néstor Kirchner y señaló que el ex presidente buscó acceder a la banca "para obtener fueros que le den protección ante el avance de alguna de las causas (por presunta corrupción) que está tramitando la Justicia".

Comentá la nota