La oposición cruzó a Kirchner y lo acusó de sembrar el miedo

Desde todos los sectores coincidieron en que lo que se busca es generar pánico.
Sobreviene el caos en la Argentina si pierde el Gobierno? Eso sostienen Néstor y Cristina Kirchner. La oposición, sin embargo, salió a refutar con furia la hipótesis y la polémica podría extenderse a lo largo de la campaña.

A 60 días de la votación, la temperatura de la campaña comienza a subir velozmente. Elisa Carrió, principal candidata de la Coalición Cívica en la Capital Federal --aunque irá tercera en la lista-- cruzó la estrategia del Gobierno. "No podemos dejarnos ganar por el miedo que nos proponen como propuesta electoral. La sociedad no tiene que tener miedo, tiene que haber una lluvia de votos para derrotar al aparato del miedo", dijo en una conferencia de prensa que brindó junto al jefe de la UCR, Gerardo Morales para lanzar el frente Acuerdo Cívica y Social.

El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, primero ironizó cuando le preguntaron si coincidía con Kirchner: "Sí, el país va a explotar si pierden... pero de alegría". Luego, más serio, opinó que "lo que va a pasar es que van a perder la mayoría en el Congreso y entonces se van a poder debatir las leyes". A su lado estaba el ex presidente de la Sociedad Rural Luciano Miguens, desde ayer de asuntos agrarios de PRO.

El radical Morales enfatizó: "No tenemos miedo y no le tenemos miedo a Kirchner. Si pierde será saludable porque el kirchnerismo perderá la hegemonía en el Congreso".

El senador jujeño se las agarró además con la actriz Nacha Guevara, flamante integrante de la nómina K. "Que venga tranquila al Congreso. Con candidatos y programas como los que estamos presentando sin dudas no va a ser una bolsa de gatos. Que venga con ganas de dialogar y consensuar", le propuso.

¿Qué pasa si pierde el kirchnerismo el 28 de junio? "Kirchner está instalando un clima de confrontación muy peligroso. Está ingresando en un terreno de irracionalidades y el discurso va en esa línea. No entiende que un gobierno en una contienda electoral puede ganar o perder, y que esto forma parte de las reglas del juego democrático", respondió Margarita Stolbizer, que es una de sus principales contrincantes y es socia de Carrió.

Distante de la pelea por los cargos, pero antiguo enemigo del matrimonio presidencial, Ricardo López Murphy pegó duro: "Kirchner es monárquico, reaccionario y autoritario". Y agregó: "Ese vaticinio catastrófico trata de generar pánico, sobre todo en los sectores más débiles de la sociedad. Es perjudicial y no forma parte de las reglas de juego que predomina en los países civilizados".

Desde el centroizquierda también cuestionaron la movida. "Estas posturas son propias de los gobiernos cuando tienen dificultades", sostuvo el diputado Eduardo Macaluse, de Solidaridad e Igualdad.

El jefe de bloque de la Coalición Cívica en Diputados, Adrián Pérez, también apuntó sus críticas contra el ex presidente. "La gente no escucha sus advertencias. Lo que va a suceder no es una explosión. Lo que va a pasar es que va a haber un Parlamento más sensato porque el oficialismo perderá la mayoría abrumadora que tuvo hasta ahora, que llevó a la crisis social y económica que tiene el país".

Por su lado, el diputado y economista Claudio Lozano, que será socio de Pino Solanas en junio, aseveró que "el primer responsable de retornar al 2001 es el Gobierno nacional, que no puede resolver los 14 millones de pobres, la brutal desigualdad, la extranjerización del proceso económico y el saqueo de nuestros recursos naturales y limitando el proceso de democratización".

Comentá la nota