La oposición le bajó el pulgar a los superpoderes de Jaque para obras

La oposición se puso de acuerdo en que no dará los números en Diputados ni para tratar ésta ley ni otra que se refiere a la promoción del empleo. Si apoyarían subsidios a productores.
La oposición le bajó el pulgar al proyecto que envió el Ejecutivo la semana pasada a la Legislatura y por el cual pretende contratar en forma directa sin previo llamado a licitación para la obra pública.

Es que tras una reunión que se mantuvo hoy al mediodía entre senadores y diputados, los contrarios al gobierno dejaron claro que agrupados son más, por eso en conjunto manifestaron que no darán los números el miércoles, en la Cámara baja, ni para que se trate el proyecto anterior ni para debatir (al menos por el momento) la ley que promociona el empleo.

Es decir que de los tres proyectos que el gobierno envió a la Legislatura, la oposición sólo aprobará la ley que establece subsidiar hasta en seis puntos la tasa nominal que otorguen las entidades financieras, siempre y cunado pueda explicar el monto total de la operación y la entidad que lo otorgará.

Apenas terminó la reunión en la Casa de las leyes, el presidente del bloque de diputados justicialistas, Carlos Bianchinelli, mostró su frustración por no conseguir los votos necesarios para tratar la ley que según el gobierno “permitirá generar empleo de manera más rápida y eficiente”.

El legislador manifestó: “No entiendo, no quieren darnos los dos tercios que se necesitan para el tratamiento, además escucho cosas contradictorias entre mis pares sobre los proyectos, pareciera que aún no los han leído”.

El justicialista agregó que los bloques contrarios habían dado su palabra para tratar tanto el subsidio a los productores como la ley que promociona el empleo, sin embargo remarcó que “ahora tampoco quieren acompañar éste último proyecto”.

Desde la oposición, tanto la Unión Cívica Radical, como el Con Fe, ARI y Partido Demócrata de ambas Cámaras dejaron en claro que no acompañarán la agilización de la obra pública.

El presidente del bloque de diputados cobistas, Andrés Marín, dijo a MDZ que la propia ley de obra pública establece mecanismos para estos casos en los que se pretende achicar los tiempos licitatorios, por eso remarcó: “acá tenemos un problema de gestión y no de leyes”.

El miércoles en Diputados, el oficialismo intentará llevar el tratamiento de éstas leyes al recinto, y es muy probable que envíe a comisiones las otras dos que aún no tienen consenso, para que así se puedan debatir en febrero o marzo.

Más allá del resultado en la Cámara baja, en el Senado habrá una sesión especial el jueves para que se pueda sancionar los proyectos que se aprueben el miércoles.

Comentá la nota