La oposición apuesta por el amparo

La oposición apuesta por el amparo
Macri, Reutemann, Carrió, Sanz, Solanas, Juez y hasta el MST cuestionaron la decisión de la Presidenta de echar a Redrado. Cada uno planteó diferentes salidas judiciales. También quieren derogar el decreto que creó el Fondo del Bicentenario.
La firma del decreto para remover al presidente del Banco Central, Martín Redrado, hizo redoblar la ola de críticas de la oposición, que volvió a cuestionar la actitud del Gobierno y hasta amenazó con iniciarle juicio político a la presidenta Cristina Fernández. Elisa Carrió de la Coalición Cívica, Mauricio Macri de PRO, Carlos Reutemann del PJ disidente, Ernesto Sanz de la UCR, Pino Solanas de Proyecto Sur y Luis Juez del Partido Nuevo fueron sólo algunos de los políticos que le pidieron a Redrado que no renunciara, le aconsejaron que presentara un amparo en la Justicia y cuestionaron la creación del Fondo del Bicentenario. La que llegó más lejos fue Carrió, quien volvió de Punta del Este y aseguró que la Presidenta incurre en "abuso de autoridad". "Si el Gobierno saca las reservas en dos días es el fin del Gobierno", vaticinó. Solanas adelantó que presentará una querella penal contra la Presidenta y el PRO, una ampliación del amparo para frenar la salida de Redrado.

Recién llegada de sus vacaciones, Lilita quiso llevar "tranquilidad a la sociedad" al aclararle que la oposición está preparada para frenar los abusos del oficialismo. "Redrado no debe acatar la medida, tiene que quedarse, presentarse ante la Justicia y pedir una medida cautelar", le recomendó la chaqueña, para quien el oficialismo "queda muy complicado desde el punto de vista institucional", porque la Presidenta "destruye el Banco Central". Además, Carrió pronosticó que cuando se reúna el Congreso va a declarar "nulo" el decreto del Ejecutivo.

Hasta el senador santafesino Carlos Reutemann opinó sobre la situación, luego de un tiempo de silencio: "Considero que es imperativo que las instituciones sean preservadas como garantía para todos los argentinos. Debemos preservar la institucionalidad como concepto y el uso correcto de las reservas, respetando los procedimientos republicanos", afirmó, eso sí, a través de un comunicado.

Para cuestionar a la Casa Rosada, el jefe de Gobierno porteño acudió a una frase que repetía Bartolomé Mitre: "Cuando todo el mundo se equivoca, todo el mundo tiene razón". Según Macri, el decreto presidencial es de "dudosa legalidad". El titular del bloque PRO en Diputados, Federico Pinedo, fue más concreto: afirmó que "el mensaje que se le está dando a todo el planeta es que éste es un país sin leyes". Para Pinedo, esta situación "genera hasta crisis financiera" y por eso anticipó que se presentarán en la Justicia para ampliar la acción de amparo en la que ya rechazaban la creación del Fondo del Bicentenario.

Con otros argumentos pero con el mismo resultado, Solanas consideró que al igual que el DNU que ordenaba la apertura del Fondo, el decreto para despedir a Redrado se trata de una "violación al estado de derecho". Para el cineasta, el Gobierno entró "en el disparate y el mamarracho" y, además, anticipó que iniciará una "querella penal contra la Presidenta, todos los ministros y los miembros de la comisión bicameral que aprobaron el DNU" que disponía el pago de deuda con reservas, ya que se trata de una deuda "que está siendo investigada por fraudulenta".

Como los radicales ya habían pasado por Tribunales, el titular de la UCR, Ernesto Sanz, agregó que ahora impulsarán para la próxima semana una reunión de la comisión bicameral de control de los DNU. "Hay un evidente conflicto de poderes entre el Ejecutivo y el Legislativo, pero es necesario que se comience a pronunciar el Poder Judicial", dijo.

El senador cordobés Luis Juez le pidió a Cristina Fernández que tomara nota de que "la Constitución no es una parada de subte" y también repartió golpes para Redrado: dijo que no renunciar es el único acierto que ha tenido. Desde el MST, el legislador porteño Marcelo Parrilli consideró que "con o sin Redrado, no debe salir ni un solo dólar para pagar la deuda externa".

Comentá la nota