El operativo de Scioli no sólo fue descomunal por tierra: por aire se movieron cuatro aeronaves con asiento en La Plata

Se movilizaron cerca de 600 efectivos de cuatro ciudades, pero cuando la Gobernación detectó que el efecto era contraproducente sacaron fuerzas de la calle. Vinieron dos helicópteros y dos aviones (un turbo hélice y un reactor). Fuentes de la Policía aseguran que llegaron en camiones caballos de la policía montada de Mar del Plata pero no fueron desplegados.
Torpeza de ceremonial, error de la custodia, excesivo temor de la Gobernación. Cualquiera de esas razones puede explicar que en Olavarría, tras la visita del gobernador Daniel Scioli, se hable mucho más del costo y la desproporción del operativo para solamente una hora de visita y unos pocos convenios firmados, y ya no se comenta una palabra de las definiciones políticas, que fueron muy fuertes.

La mañana, en el centro de la Ciudad, habló por sí sola: el bloqueo de las calles perpendiculares a Rivadavia, con vallas más propias de la Ciudad de Buenos Aires o de La Plata, generó reacción adversa de la gente.

En total, se afectaron 600 policías de Olavarra, Azul, Mar del Plata, Dolores, Tandil, Laprida, Lamadrid, Coronel Suárez, Saladillo, Roque Pérez y 25 de Mayo.

Pero lo que no se vio también fue portentoso, y estuvo en el aeropuerto. Hasta allí legaron cuatro aeronaves, que tiene asiento en La Plata y se movilizaron hasta Olavarría solamente para el operativo de traslado de Daniel Scioli.

A la pista local bajaron dos aviones, un turbo hélice (de la comitiva) y un reactor marca Cessna Citation II (en el que viaja habitualente Scioli) y un helicóptero BK117 (lo utilizan para traslado desde el avión hasta la Ciudad). Esas tres aeronaves son de la Gobernación.

Pero en las fotos, en el aire, también se puede observar otro helicóptero que pertenece a la Policía de la Provincia de Buenos Aires.

Allí no paró el operativo en el aeropuerto. Por temor a una avanzada de manifestantes a campo traviesa llegaron a los alrededores de la pista 30 caballos de la Policía Montada de Mar del Plata, entre camiones.

Todo para apenas una hora de visita.

Comentá la nota