El OPDS podría aprobarle el certificado a Curtarsa

Fuentes que conocen el expedienten aseguran que Provincia estaría cerca de renovar ese documento. Al cierre de esta nota, EL CIVISMO esperaba que desde el Organismo respondieran el pedido de información sobre el tema.
Se viven semanas trascendentales en la problemática ambiental y social de Jáuregui. A partir del pedido de renovación del certificado de aptitud ambiental presentado por Curtarsa a principios de diciembre, el Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (OPDS) tiene en sus manos una decisión que puede representar una bisagra en el incansable reclamo que los vecinos realizan desde hace unos 15 años.

También existe otra posibilidad: que el gobierno bonaerense le otorgue a la cuestionada curtiembre un nuevo "favor", indispensable para garantizar su continuidad productiva.

Por estas horas, la segunda de las posibilidades se presenta como la más factible de concretarse. Así lo detallaron a este medio fuentes que conocen el camino que viene recorriendo el expediente iniciado por Curtarsa a fines del año pasado.

En tanto, ya suman dos las semanas sin información oficial al respecto. Tal es el hermetismo impuesto por el OPDS, que el propio municipio desconoce mayores novedades al respecto. Sin embargo, en la Casa Municipal saben que el tiempo es un factor clave y resulta inversamente proporcional a la posibilidad de que Provincia escuche el reclamo de los vecinos y los argumentos del gobierno local para rechazar la solicitud de renovación del certificado. En otras palabras, cuanto más se dilate la decisión, la alternativa de despojar a la empresa de ese documento pierde fuerza.

Esta semana, EL CIVISMO se comunicó con el área de Prensa del OPDS para solicitar información oficial sobre el estado del trámite. El jueves, una trabajadora de ese sector dejó un mensaje de voz en el celular de un periodista de este medio donde le expresaba que "para hoy a última hora o mañana te voy a decir cómo está el tema de Curtarsa administrativamente y alguna declaración de un funcionario competente sobre el tema". A pesar de la buena predisposición, al cierre de esta edición la información oficial continuaba ausente.

ESTRATEGIA Y PRESIÓN

Como aquellas persona que apremiadas por el tiempo intentan tirar su basura debajo de la alfombra ante la inminente llegada de una visita, la curtiembre trata de paliar los incontables inconvenientes que en los dos últimos años les generó a los vecinos.

La estrategia de Curtarsa es la de presionar al OPDS con el argumento de algunas correcciones realizadas en el sistema productivo. La semana pasada, por ejemplo, la empresa efectuó una parada técnica que obedecería a ese objetivo.

La firma de capitales italianos obtuvo el certificado en noviembre de 2007, cuando las gestiones de Miguel Prince y Felipe Solá se encontraban a días de entregar los poderes municipal y provincial respectivamente. La aprobación se concretó aún cuando desde el nivel provincial se establecieron 21 condicionamientos por diferentes irregularidades.

Desde ese entonces, los problemas generados por la empresa se multiplicaron. La intensa proliferación de olores y la puesta en marcha de un horno para el secado de los barros fueron algunos de los puntos cuestionados por el gobierno local. En febrero de 2009 fue clausurada y, varios meses después, volvió a ser sancionada por funcionar con un sedimentador cuya cobertura se había desmoronado.

Además, en noviembre del año pasado Curtarsa recibió una denuncia penal en su contra presentada por el municipio, por posible contaminación y daños a la salud.

En la reunión abierta que mantuvo con los vecinos, la intendenta Graciela Rosso había expresado que "es totalmente irregular la aprobación de ese certificado. Yo puedo recortar la habilitación de la empresa si no tiene el Certificado de Aptitud Ambiental. No queremos que Provincia le vuelva a otorgar el Certificado de Aptitud Ambiental. Tenemos que exigirles a los funcionarios que cumplan con las leyes que tienen que cumplir, y que lo piensen tres veces antes de firmar cualquier porquería. Si no hacemos la denuncia va a haber otro trasnochado que firme cualquier cosa".

Comentá la nota