La ONCCA salió al cruce de las declaraciones de Solá

La Oficina Nacional de Control Comercial Agropecuario (ONCCA) salió al cruce de las críticas declaraciones de Felipe Solá, quien en forma irónica dijo que se quería "cortar las manos" por haber creado ese organismo, al enmarcarlas en la "campaña política" en la que ya se embarcó el diputado del PJ disidente.
"Yo creé la ONCCA y ahora me quiero cortar las manos", disparó el diputado, ante los ruralistas integrantes de la Mesa de Enlace que fueron al Congreso para una reunión con los principales bloques de la oposición.

Luego de esta presentación, el organismo sostuvo, en un comunicado, que "la única explicación para las declaraciones de Solá en la conferencia de prensa, en la que habló de la ONCCA como un lugar de extorsión donde al productor no lo dejan exportar, es enmarcarlas en la campaña política que ya lanzó el diputado con miras a octubre".

En un comunicado, la ONCCA, que preside Emilio Eyras, recordó que tiene como función "garantizar el cumplimiento de las normas comerciales por parte de los operadores que participan del mercado de ganados, carnes, granos y lácteos, a fin de asegurar transparencia y equidad en el desarrollo del sector agroalimentario, en todo el territorio nacional".

"Para la tranquilidad del diputado, no tiene ninguna necesidad de cortarse las manos, porque la ONCCA es un organismo que funciona como corresponde, que no desatiende ninguna de sus funciones, que en los últimos meses se ha perfeccionado tecnológicamente brindando más agilidad y transparencia a sus actividades", sostuvo.

Indicó que ese organismo "tiene en la actualidad muchas más funciones que las delimitadas por Solá cuando la creó, está claro que en la década del `90, al hoy diputado, no le interesaba que el Estado realizara todas estas tareas de control".

Comentá la nota