Olor a cambios en la Federación

Gustavo Marzano, el fomentista de La Colina, abandonaría la presidencia • En su lugar asumiría el integrante de Los Robles, Tino Rodríguez • "Hay que establecer sistemas de trabajo", dijo el actual vicepresidente.

Tino Rodriguez

Todo indica que se producirían algunos cambios en la Federación de Sociedades de Fomento. Su actual presidente Gustavo Marzano abandonaría el cargo. En rigor a la verdad Gustavo estaba analizando pedir una licencia desde hace algún tiempo, pero no quiso que la misma sea utilizada políticamente y se mantuvo en el cargo hasta ahora.

Marzano ya habría hablado con Edmundo Tino Rodríguez, el actual vicepresidente, para que lo reemplace en su cargo frente a la Federación de Sociedades de Fomento. Tanto a Marzano como a muchos fomentistas la derrota de la lista oficialista los tomó por sorpresa y muchos creen conveniente que una persona no tan vinculada con el oficialismo asuma la responsabilidad de conducir los destinos de la Federación y logre convocar a algunos sectores que se fueron un tanto disconformes.

A favor de Rodríguez está su insistencia en normalizar las sociedades de fomento e incluso la misma Federación. En reiteradas oportunidades se ha manifestado a favor de exigir la personería jurídica a todas las organizaciones barriales y de brindar el apoyo necesario para que se concrete. "La inversión económica es insignificante y es la mejor manera de transparentar la labor del fomentismo", ha dicho varias veces Tino quien hace algunos años logró que la sociedad de fomento del barrio Los Robles tenga personería jurídica. Fue precisamente esa personería la que le permitió salir a cuestionar la legalidad del aumento energético meses atrás con una acción de amparo en la cual fue representado por el joven letrado Marcos Aguilar.

Con esa victoria legal que obtuvo busca convencer a sus pares de la importancia de legalizar las asociaciones informales conformadas en torno a una barriada.

Marzano coincide en ese punto con Rodríguez, aunque no logró imponer esta voluntad en la Federación. Producto de los mismos motivos que le impidieron conducir los destinos de la organización multibarrial, el joven fomentista de La Colina no habría logrado convencer a sus pares de implementar este sistema.

Si bien se sabe que existen fomentistas que esperaban agazapados un traspié del selvismo para ir en busca de la Federación, también se sabe que hay otros que reclaman una postura hiperoficialista en la organización madre del fomentismo. En este sentido Rodríguez, al igual que Marzano, piden no politizar tanto el trabajo barrial. "Por supuesto que se hace político, pero debemos unirnos para ser un canal de comunicación y contención. No podemos ser eminentemente oficialistas", dice una de las fuentes que busca normalizar la organización.

Rodríguez, por su parte, admitió que existían conversaciones para analizar el funcionamiento de la entidad barrial. "No se trata solo de quién la conduce, sino que hay que establecer sistemas de trabajo y entablar canales de comunicación para los vecinos. Si nosotros como fomentistas no logramos trasladar las necesidades de los vecinos, vamos a fracasar. Y para que ello no suceda debemos trabajar en la normalización de todas las organizaciones barriales y ayudar a resolver las cosas para que los vecinos se empiecen a acercar a las organizaciones intermedias independientemente de sus ideas políticas: solo así tiene sentido el fomentismo. Para hacer eso hace falta tener experiencia y ganas de trabajar", completó.

Hoy por hoy, Marzano sigue siendo quien preside la Federación. Pero todo indica que, en un plazo muy cercano, puede haber cambios. El tiempo dirá si los mismos terminan fortaleciendo o no a las organizaciones barriales.

Comentá la nota