Olavarría: el crimen del abogado "parece un mensaje mafioso"

La fiscal que investiga el asesinato de Marcos Alonso, el abogado penalista de Olavarría que fue encontrado ayer dentro de un automóvil con siete orificios de bala y un billete de dólar en su boca, aseguró hoy que la disposición y las características del cuerpo "parecería ser un mensaje de corte mafioso".
En declaraciones a la prensa, Susana Alonso aseguró que "estamos tomando muchas declaraciones, nos estamos manejando con el celular que es de última generación. Se están tomando muchas declaraciones testimoniales. Lo concreto es que lo asesinaron, le pegaron siete tiros, lo mataron en un campo y después muerto lo arrastraron y lo metieron en el asiento de atrás del auto y lo dejaron en la ciudad".

Alonso confirmó que la víctima tenía un billete de dólar en su boca, que las manos estaban atadas con cinta de embalar y la ausencia de huellas revela que "han trabajado con guantes de látex", dijo.

Según la fiscal, la autopsia reveló que el penalista Marcos Alonso fue asesinado hacia las tres de la tarde del día lunes, unas 10 horas antes de que el cadáver fuera hallado en el interior de un auto estacionado en una calle de la ciudad de Olavarría.

Fuentes policiales habían precisado ayer que se sigue la pista de una venganza o un ajuste de cuentas vinculado con su profesión y, en ese sentido, se orientan a un "crimen mafioso" cometido por "algún cliente disconforme". La fiscal se inclinó hoy por el "mensaje de corte mafioso".

"Interpretaciones hay muchos pero parecería ser un mensaje de corte mafioso. Lo estamos analizando" y agregó que, aunque hay hipótesis sobre el contenido de ese mensaje, "yo prefiero no decir lo que le quisieron decir".

Marcos Alonso (42) fue hallado asesinado en el asiento trasero de su Peugeot 307 gris, con vidrios polarizados, estacionado en la calle Chiclana al 2100, entre Del Valle y Pellegrino, en una zona céntrica de Olavarría.

El cuerpo se hallaba recostado en el asiento trasero, que tenía los brazos sujetos hacia atrás con precintos y presentaba varios orificios en el pecho y en la cabeza.

Además, los asesinos le colocaron en la boca un billete de dólar y luego lo amordazaron con cinta de embalar, detalló el vocero.

En ese marco, una de las hipótesis que se manejan apunta a que Alonso defendió a un hombre que el 6 de enero pasado quedó detenido e imputado de haber baleado a otro de 11 tiros, el 14 de noviembre pasado, en pleno centro de Olavarría.

Ese acusado está apresado en una seccional de Tapalqué y, según testigos, estaba muy enojado con su abogado porque había prometido lograr su excarcelación y no había cumplido.

Comentá la nota