El oficialismo propiciará un sistema de adhesiones.

En el marco del proceso eleccionario en marcha, el oficialismo jujeño motorizará la implementación de un sistema de adhesión que involucraría directamente a la categoría Diputado Nacional, que a su vez traccionará al resto de las categorías provinciales.
La idea dio paso al terminante rechazo de la Unión Cívica Radical, que entiende que dicho mecanismo significaría la reinstauración del sistema de lemas, calificado como una de las causas del deterioro institucional y político que experimentó nuestra provincia en las últimas décadas.

“Que quede claro el siguiente concepto: no puede haber adhesiones sin ley de lemas, por lo que el justicialismo tendría que reeditar ese sistema que tanto mal le hizo a los jujeños”, sostuvo el senador Gerardo Morales, al tiempo que advirtió que “ello provocará más divisiones e inestabilidad institucional, no es una medida responsable”.

Similar valoración efectuaron referentes del Frente Primero Jujuy, que no dudaron en advertir “una maniobra política” con fines “sólo electorales”.

LyDER por su parte, se expresó en rechazo a “todo intento por cambiar el sistema electoral vigente en la provincia”, indicando que esto responde sólo a “maniobras especulativas del oficialismo para frenar el éxodo de muchos dirigentes del interior descontentos con la gestión del gobierno y ante su inminente derrota en las urnas”.

“Está idea sólo busca repetir la repudiada ley de lemas, en perjuicio de la gente y de la paz social”, destacó la dirigencia.

Legisladores de la bancada oficialista aseguraron que por el momento “no hay definición alguna” sobre este y otros temas que giran en torno al proceso electoral.

El lunes por la noche miembros de la cúpula justicialista mantuvieron un encuentro en el que abordaron varias alternativas electorales, todas ellas íntimamente ligadas al destino del proyecto de adelantamiento de las elecciones que, con media sanción, será tratado en las próximas horas por la Cámara de Senadores de la Nación. El debate en el Congreso y el calendario interno, son algunos de los temas de agenda del PJ mencionados por los diputados consultados por Pregón.

De ser serias las intenciones de instrumentar las adhesiones y en caso de ser aprobado el adelantamiento de las elecciones, la Legislatura de la Provincia debería celebrar una sesión extraordinaria de inmediato (jueves o viernes) para tratar la modificación del Código Electoral y encuadrar plazos en coincidencia con el calendario electoral nacional.

A tales efectos, estarían siendo convocados con carácter de urgente los diputados oficialistas que por estas horas no se encuentran en nuestra provincia.

EN LISTAS DE CANDIDATOS

Aguardan un ágil trámite para acción de amparo

El movimiento ciudadano que promueve una acción de amparo ante el Juzgado Contencioso Administrativo a cargo del Dr. Benjamín Villafañe para que se asegure una mayor presencia de mujeres en las listas de cargos electivos, espera que a más tardar el lunes se produzca una definición del trámite judicial.

La presentación advierte que en Jujuy la representación de mujeres en los parlamentos, concejos deliberantes y comisiones municipales fue generalmente inferior al 30%, cuando no se reportó ausencia total de ellas. Esta tendencia se mantuvo invariable a lo largo de las últimas décadas, según se puede constatar a partir de los datos del Tribunal Electoral Permanente de la Provincia de Jujuy.

En efecto, entre 1951 -año en el que las mujeres comienzan a intervenir en las listas de candidatos, como resultado de la aplicación de la Ley 13.010 de Sufragio Femenino impulsada por Eva Perón- y hasta 1955, la participación femenina en la Legislatura provincial varió, según el año, entre 4 y 6 representantes, es decir poco menos del 10% del total de miembros del parlamento provincial, entonces constituido por 30 escaños.

Según la presentación, información suministrada por el organismo precitado consigna que durante el período 1958 - 1962 no hubieron mujeres en el ámbito parlamentario. En el período comprendido entre 1963 y 1976, las mujeres estuvieron representadas en la Legislatura de Jujuy sólo en un 10%. De las 30 bancas legislativas solo 2 o 3 -según el año- fueron ocupadas por mujeres.

En el período 1983-2007 el número de bancas ocupadas por mujeres fluctuó, registrándose desde la ausencia total -como es el caso del año 1985- hasta el 30% en el año 1993, lo que puede interpretarse como un efecto de la incorporación en la agenda pública de la paridad de género y la sanción de la Ley 24.012 de cupo femenino.

2003: UNA MEJORIA

También en el año 2003 mejoró la cantidad de presencia femenina en los cargos electivos, llegando al 30%.

En las elecciones del 1995 y 1997 las mujeres sólo tuvieron una presencia legislativa del 20%. Mientras que en las elecciones de 1995, 2001, 2005 y 2007 se alcanzó una representación promedio inferior al 25%.

Entre los argumentos, resalta que al no estar regulada las cuotas en Jujuy, se produce una fluctuación de la representación política femenina, en términos generales inferior al 30%, salvo excepciones, como las citadas. Esto ocurre debido a que la inclusión de mujeres como candidatas en las listas queda supeditada a las decisiones internas de los partidos que -aún contado con normas internas que tienen como objeto alentar la participación femenina, como es el caso del Partido Justicialista- no logran cumplir con ese cometido eficazmente, porque no se ha reparado en que la presencia femenina no sólo debe alcanzar un piso del 30 % sino que además debe estar en lo que se denomina “lugares expectables”, es decir en lugares con posibilidades de salir electas. Para ello deben atenderse una serie de cuestiones, como la cantidad de cargos que obtuvo el partido en la última elección y en función de esa cantidad asegurar una presencia mínima de mujeres no inferior al 30%, como se ha fijado en la mayoría de las leyes de cupo.

Las leyes de cupo, tanto la 24.012 como las sancionadas en las provincias, en promedio establecen un piso del 30% que se considera como un estándar aceptable de participación femenina y además incluyen mandatos de posición, de manera que el cupo sea eficaz como herramienta de ubicación de las mujeres en lugares expectables.

CUERPOS LEGISLATIVOS

Actualmente en la Legislatura de la Provincia de Jujuy, sobre 48 bancas, sólo 11 son ocupadas por mujeres, es decir que la presencia femenina en el parlamento no supera el 25%, un porcentaje inferior al que registran los parlamentos provinciales y nacionales, donde como consecuencia de la aplicación de sistemas de cuotas, las mujeres superan el 30% y en algunos casos llegan al 50%.

La escasa presencia de mujeres en la vida pública provincial es mucho más notoria en los gobiernos locales y las comisiones municipales distribuidas a lo largo del territorio provincial. De un total de 21 intendencias que existen en la Provincia de Jujuy, sólo un 10% estuvieron encabezadas por mujeres en los períodos comprendidos entre 1983 y 2007. Salvo en los años 1991 y 1995 en que no ocuparon ningún cargo al frente de los municipios.

En los cargos de concejales -que al igual que la Cámara de Diputados provincial, se renuevan por mitades cada dos años- también se observa que existen municipios donde no hubo y no hay representantes mujeres, de manera que el aporte de las mujeres queda ausente en el debate de los asuntos referidos a la vida de la ciudad.

Por otra parte, la representación territorial que se configura con la creación de las comisiones municipales, no ha sido acompañada de una representación de “las” habitantes de esos territorios.

Desde el año 1987, de las 39 comisiones municipales, 23 de ellas no incorporaron representantes mujeres. En el año 1989, se agravó esta situación, llegando a 32 las comisiones municipales sin presencia femenina y lo que resulta más grave aún en 1997, 34 de las 39 comisiones municipales no contaron con mujeres en sus vocalías.

En el año 2003, 31 comisiones municipales excluyeron la presencia femenina y como resultado de los comicios de 2007, se observa que 29 comisiones municipales permanecen con ausencia de mujeres como vocales de esos organismos. Del análisis de las listas electorales del año 2007 correspondientes a las cuatro alianzas mayoritarias en Jujuy, surge que en la mayoría de los cargos para integrar comisiones municipales, no se incorporan mujeres como candidatas, a pesar de ser afiliadas a partidos políticos y participar activamente en las campañas electorales.

Comentá la nota