Oficial: la industria cayó por primera vez en más de seis años

Oficial: la industria cayó por primera vez en más de seis años

Por primera vez desde octubre de 2002 y afectada por la crisis financiera internacional, la producción industrial se derrumbó 4,6 por ciento en enero con relación a igual mes del año pasado, informó el INDEC, en lo que podría significar el inicio de un período recesivo.

Con relación a diciembre, el Estimador Mensual Industrial (EMI) experimentó una caída del 6,1 por ciento y el rubro más afectado fue el automotriz, que acumuló una caída de casi 50 por ciento respecto del primer mes de 2008.

La inestabilidad interna afectó también el uso de la capacidad instalada en el sector, que descendió al 67,4 por ciento en enero respecto del 76,1 por ciento de diciembre, siempre según las mismas cifras oficiales.

En la medición con estacionalidad se registró una disminución de 4,4 por ciento en la comparación interanual y una baja de 13,2 por ciento con respecto a diciembre anterior.

"Cabe señalar que esta caída se da en el contexto del alto nivel de actividad alcanzado por la industria argentina en enero de 2008, mes que se constituyó en el récord histórico para enero de la serie del EMI", intentó explicar el organismo técnico en el informe.

Puntualmente, con relación al sector automotriz, el INDEC recordó que en enero de 2008 se había registrado "un nivel récord de producción de las terminales" y agregó que las principales industrias "concentraron las paradas de planta en febrero".

Además del rubro automotores, también cayó fuerte la producción de neumáticos, al verificar una retracción del 9,1 por ciento respecto de enero y del 20,9 contra diciembre.

"La menor producción obtenida en el primer mes de 2009 también se vincula con las dificultades que atraviesan los mercados externos, lo que ha repercutido en una menor demanda internacional para las terminales locales", señaló el cuestionado organismo técnico.

Consideró que en el primer mes de este año "varias empresas del bloque textil (hilados de algodón y tejidos) han suprimido algunos turnos de trabajo y han efectuado adelanto de vacaciones".

En cuanto a los resultados de la encuesta cualitativa industrial, el 84,1 por ciento de las empresas anticipa un ritmo estable en la demanda interna mientras que el 13 por ciento prevé una baja.

El 98,8 por ciento de las firmas no advierte cambios en la dotación de personal y el 1,2 por ciento prevé una baja.

El 85,3 por ciento de las empresas anticipa un ritmo estable en la cantidad de horas trabajadas y el 13,2 por ciento prevé una caída.

El 59,7 por ciento de las firmas estima un ritmo estable en sus exportaciones totales; el 25,4 por ciento anticipa una caída en sus ventas al exterior y el 14,9 prevé una suba.

Comentá la nota