La ocupación en Villa Carlos Paz ya es del 50 por ciento y crecen las reservas

Tras las semanas de intensa sequía y de creciente malestar, Villa Carlos Paz tuvo el mejor regalo de Navidad que pudiese pedirse, con un importante crecimiento de los niveles de ocupación como también un incremento en las reservas de los establecimientos hoteleros de la ciudad. Las informaciones fueron confirmadas por el titular de la Secretaría de Turismo, Carlos Azzaretti, quien además destacó que aún se espera por el ingreso del grueso de los turistas.

En base a un relevamiento realizado durante el último fin de semana, las autoridades municipales se mostraron expectantes de lo que pronostican como una "buena temporada de verano". Sin descuidar las acciones de promoción y la campaña encarada para revertir las imágenes del faltante de agua que estuvieron circulando en los meses pasados, los funcionarios adelantaron además que la cantidad de veraneantes aumentará en los próximos días por la apertura de los paradores turísticos, el afianzamiento de la totalidad de las compañías teatrales y las diversas actividades que tendrán a las sierras como epicentro.

Según las informaciones que se conocieron anoche, el nivel de ocupación ya supera el 50% y las reservas siguen creciendo "a buen ritmo". "Estamos alrededor del 50% de ocupación con una mayor presencia de turistas en los complejos de cabañas, donde el porcentaje alcanza el 85%. De todas formas, estos son datos que se han tomado durante el sábado pasado y estimamos que será una cifra que aumentará en estos días"; señaló Azzaretti, en exclusiva para El Diario.

"Los hoteles también están creciendo últimamente, pero todos coincidimos en que las reservas no serán de la magnitud que hubo en otros años, porque los tiempos han cambiado y existen nuevas tendencias. La gente ya no reserva, directamente llega y contrata en el lugar. Que, en definitiva es lo que estamos viendo en Carlos Paz"; agregó el integrante del gabinete municipal.

Por otro lado, el colaborador del intendente Felpeto argumentó: "Esto nos hace presagiar una buena temporada, todavía no arrancó enero y ya tenemos un 50% de ocupación, con lo cual vamos a tener un verano interesante.

Es un augurio muy fuerte para nosotros y sirve para ratificar la importancia del trabajo que está haciendo esta gestión, sobre todo en favor del fortalecimiento de nuestra ciudad como primer destino turístico del interior del país". "Estamos muy contentos y creemos que llegaremos a marzo con motivos para festejar, hemos visto mucho movimiento en los balnearios y próximamente también lo veremos en los paradores que están sobre la costa del lago San Roque. Intentaron perjudicarnos, pero hemos trabajo durante un largo tiempo y estos son los resultados, el fruto del esfuerzo realizado tanto por el sector privado como por el sector público"; culminó Azzaretti, que reconoció que la ciudad se vio favorecida por la fecha en que cayeron, este año, las fiestas de Navidad y Año Nuevo.

Comentá la nota