Obras regionales: escandalosas pruebas de la discriminación K

En el Chaco se financiaron obras por 32.688.308 pesos y en Corrientes sólo en Corrientes 417.620 pesos. La fiducia dispone de recursos por $1.537.132.941. La provincia gobernada por Arturo Colombi se constituye así, junto a Buenos Aires, en el distrito de menor recepción de fondos nacionales para obras. No parece casual.
El Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional que cuenta con recursos por 1.537.132.941 pesos lleva invertidos en Corrientes 417.620 pesos, cifra decena de veces menor que en las otras provincias del NEA alineadas detrás del gobierno kirchnerista.

Dicho Fondo -creado por la Ley 24.855- tiene como principales objetivos asistir financieramente a las provincias y al Estado nacional para obras de infraestructura económica y social que favorezcan la utilización de mano de obra intensiva, la integración nacional y la disminución de los desequilibrios socioeconómicos entre regiones.

A través de la suscripción de convenios, el fondo otorga las jurisdicciones los préstamos que permitirán realizar las distintas obras de infraestructura prioritarias para el cumplimiento de su objetivo, y a la fecha lleva financiado 260 proyectos por un monto de 1.537.132.941.

Pero en el detalle de obras financiadas publicada en la página web de la Secretaría de Obras Públicas de la Nación, se observa que Corrientes está entre las provincias menos favorecidas por este plan, incluso muy lejos de la inversión de las otras provincias del NEA.

Según el balance del programa, en la provincia de Formosa el fondo fiduciario lleva otorgados 40.216.259 pesos para distintos proyectos de arquitectura y sistema vial, y aún resta decidir si se financian proyectos por 14.000.000 requeridos por ese distrito.

En el Chaco se financiaron obras por 32.688.308 pesos y están en carpeta pedidos de obras por $33.952.999.

Por su parte. Misiones se benefició con recursos por $11.751.671 para obras de arquitectura, escuelas e infraestructura vial, y quedan proyectos por estudiar por 9.100.000 pesos.

La posición de Corrientes es muy distinta pese a sus características similares a las demás provincias en cuanto a necesidad de infraestructura, pues a la fecha sólo recibió 417.620 pesos en obras en escuelas rurales, cuando los proyectos solicitados superaban los 43 millones de pesos.

Las obras asignadas a Corrientes fueron para mejoramiento escuelas rurales, aunque también en ese caso sólo se concretó parte de lo previsto.

El Programa de Mejoramiento de Escuelas Rurales en la provincia de Corrientes fue concebido en el marco de emprendimientos con uso de mano de obra intensivo, en el cual el Estado nacional a través de Ministerio de Infraestructura y Vivienda aportaba del total de la inversión el 66% y el resto un 33% la jurisdicción provincial.

La situación política del país malogró esta posibilidad, según lo reconoce el mismo organismo, pues originalmente este programa iba a atender las reparaciones menores de 584 escuelas rurales agrupadas en 33 paquetes, en un plazo de ocho meses por un total de $2.357.582.

Pero el monto del financiamiento otorgado fue de $476.642 y se programaron y presentaron 7 paquetes de obras de los cuales uno quedó sin ejecutar con lo cual el financiamiento alcanzó apenas a $417.620.

Así, la provincia se constituye junto a Buenos Aires como el distrito de menor recepción de recursos por parte del El Fondo Fiduciario Federal de Infraestructura Regional.

Comentá la nota