Obra Social Provincia: El 40% aportaba de menos

De 60.000 titulares que tenían registrados, 54.000 se reempadronaron. Y 24.000 de ellos hacían mal sus aportes, de los cuales 21.600 ponían menos dinero del que correspondía a la institución.
De los 60.000 afiliados titulares que tenían en la base de datos de la Obra Social Provincia -que sumaban un total de 140.000 de beneficiarios-, 54.000 de ellos se reempadronaron -ahora son 120.000 los beneficiarios-. Y, de ese total, 21.600, el 40 por ciento, realizaban mal sus aportes, en beneficio del bolsillo del aportante y en contra de la institución, según informó su interventora, Susana de Hernández.

Estos datos salieron a la luz tras el reempadronamiento que realizó la Obra Social Provincia, a través de una empresa y con alumnos de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de San Juan. Este trabajo finalizó el viernes último y ya cerraron al público las oficinas que habían abierto en la calle Jujuy, entre Santa Fe y Mitre. Igual, los que no se reempadronaron podrán hacerlo en una oficina que desde este lunes y por 10 días más atenderá en el primer subsuelo del Centro Cívico.

Las autoridades informaron que todavía no saben cuál es el monto del perjuicio económico en contra de la institución. Ni tampoco qué procedimientos seguirán para con esos montos mal liquidados, a favor o en contra del afiliado.

A modo de ejemplo, citaron el caso de un afiliado que, desde 1997 hasta ahora, aportó 10.000 pesos menos de lo que debía a la Obra Social Provincia. Pero dicen que los montos son muy variables.

El sistema de aportes es así: un empleado activo, un jubilado o un pensionado aporta el 3,5 por ciento de su sueldo por él solo. El aporte crece al 5 por ciento si es un grupo familiar. Y a eso se le suma un 2.5 por ciento más por cada afiliado colateral, por ejemplo, un hijo mayor de 21 años que no haga aportes o sea estudiante.

Explican que deben analizar cada una de las situaciones irregulares detectadas. Es que de los 24.000 afiliados que realizaban mal sus aportes, solo el 10 por ciento es en contra de los afiliados. El resto, 21.600, le descontaban menos de lo que debían perjudicando a la obra social.

También precisaron que ésto no es responsabilidad del afiliado, sino de los que le realizan los descuentos. "Por ejemplo, estamos haciendo auditorías internas, en conjunto con los archivos históricos de la Anses local y así poder reclamar a la Anses nacional. En jubilados y pensionados ya hay reclamos por 300 afiliados para actualizar el monto de los aportes", explicó la interventora Hernández.

También informaron que hubo 2.500 bajas, por diferentes motivos, que van desde titulares fallecidos hasta casos en que los hijos ahora ya no mayores y no les corresponde cobertura o cónyuges divorciados. También hay casos de afiliados en donde el grupo familiar tiene otra obra social y prácticamente no usa la Provincia.

Los que no se reempadronaron y obtuvieron sus nuevos carnets están identificados y su situación quedará en evidencia cuando intenten realizar un trámite. En caso de que no se hayan enterado de que debían reactualizar sus datos, esa gestión será inmediata. De lo contrario, se le dará de baja.

"Evaluamos como muy positivo el trabajo, porque ahora el gobierno tiene una de las base de datos más actualizada de la provincia. Ya me la han pedido y la hemos cedido a Desarrollo Humano, Educación y a la Dirección de Informática. En la actualización también pedíamos datos como la situación laboral actual, completábamos una ficha epidemiológica del grupo familiar, si beben, si fuman y si hay discapacitados", explicó Hernández.

Comentá la nota