"La obra de asfaltado tiene todos los vicios jurídicos"

Un vecino del sector presentó un recurso administrativo donde señala una serie de gruesas falencias legales que presenta la obra en cuestión. "No voy en contra del proyecto sino de la forma en que pretenden imponerlo", dijo
Avisos a destiempo, cuotas elevadas, consentimientos vecinales apócrifos, un comienzo de obra incierto, y la división de uno de los sectores más tradicionales de la ciudad, son algunos de los muchos detalles negativos que aglutina el polémico proyecto municipal que prevé asfaltado y construcción del cordón cuneta en barrio Palermo.

"La obra de asfaltado tiene todos los vicios jurídicos", expresó el vecino Rafael Alejandro Pesci que ayer presentó un recurso administrativo señalando todas las falencias que presenta la iniciativa impulsada desde la comuna.

“No voy en contra del proyecto sino de la forma en que pretenden imponerlo”, acotó el frentista en diálogo con EL DIARIO.

A través del escrito remitido al intendente Eduardo Accastello, Pesci asegura que los relevamientos anónimos consultando al barrio Palermo sobre si querían la obra de pavimentación y cordón cuneta, realizados meses atrás, dio resultado negativo.

En este punto vale aclarar que la comuna realizó el sondeo en el sector barrial que el municipio denomina como "Sur", a pesar de que en la oficina de Catastro desconocen que se haya dividido el barrio Palermo en dos secciones.

No obstante el rechazo al proyecto, el municipio continuó con su plan y a partir de allí las incongruencias jurídicas comienzan a sucederse.

Incomunicado

El documento elaborado por el frentista da cuenta que "nunca recibió notificación alguna de las asambleas realizadas el año pasado, por parte del Centro Vecinal o de la Municipalidad de Villa María".

El vecino tampoco pudo obtener información sobre cuál es la fecha cierta de comienzo de las tareas.

“¿Cómo vamos a estar pagando por algo que no se sabe cuándo va a comenzar y quién lo va a desarrollar?”, se preguntó.

Pesci también denunció haber recibido las facturas correspondientes a los trabajos por el tendido de carpeta asfáltica antes que la notificación de "Ultimo aviso", evidenciando una notable falta de coordinación temporal entre documentos.

Recordemos que en el "Ultimo aviso" se le comunica al frentista que ya está incluido en el proyecto de obra y cuales son las modalidades de pago.

"Por lógica, este documento debería llegar antes que las facturas pero en este caso no fue así, llegó a posteriori", opinó el vecino.

Otra desaveniencia en el tramado del plan de obra pública es la falta de consideración ante si los habitantes de la barriada poseen agua y cloacas, ante esto Pesci estimó: "Se tienen que considerar las prioridades y el planeamiento. Para el desarrollo del cordón cuneta y pavimentación tienen que haberse realizado las otras obras primero".

“Por lo antes mencionado y considerando barrio Palermo uno solo, me adhiero por la negativa a la obra y solicito se difiera el pago de la primera cuota hasta que se normalicen dichos vicios jurídicos y se contemplen con firma y documento de cada frentista si se quiere realizar o no el proyecto”, concluyó Pesci.

Comentá la nota