Obeid: "En el 2011 me gustaría acompañarlo a Reutemann desde la gobernación"

El Ing. Jorge Obeid expresó su voluntad de presentarse nuevamente para el sillón del Brigadier si Carlos Reutemann juega la presidencial
Las afirmaciones fueron realizadas al programa de "A la Carta" que trasmite Canal 6 de Cablevisión. Ante la pregunta si volvería a ser candidato a gobernador en la Provincia de Santa Fe en el 2011, el Ing. Jorge Obeid indicó que "le voy a responder con la mayor sinceridad. En principio no forma parte de mis expectativas, yo soy un hombre que a los 61 años ha cumplido en la política con todo y mucho más de lo que se pueda pretender, pero yo lo que soy desde mis luchas juveniles en la Juventud Peronista, de las cuales no reniego sino que las tengo en lo más profundo de mi corazón, hasta esta nueva etapa después del advenimiento de la democracia habiendo sido concejal de la ciudad de Santa Fe, Presidente del Concejo, dos veces intendente, dos veces gobernador, dos veces diputado de la nación, creo que ya estoy echo, así como en principio no forma parte de mis expectativas, pero hay un solo escenario que me puede volver a ser reconsiderar la postura: si Reutemann es candidato a Presidente de la República, como yo pienso que puede llegar a ser, entonces se abre una etapa muy interesante en la provincia de Santa Fe, y a mi me gustaría poder compartirla con Reutemann desde la gobernación".

En la primera parte del programa, el legislador, se refirió a las próximas elecciones legislativas del 28 de junio. Obeid señaló que él lo ve "que comienza a moverse la maquinaria preelectoral en la provincia, estamos a un mes de la realización del acto electoral, es normal que cuando se da un acto electoral y más aún cuando se da un acto electoral que no está en juego la figura de primera línea, como la presidencial, la de gobernador, la de intendente, la gente tarda más en engancharse en el tema político, porque lamentablemente el tema político en nuestro país sigue alejado de lo cotidiano de la gente", agregando que La gente sigue trabajando en lo que son sus necesidades diarias, sus angustias, sus alegrías, y lo político medio que va como por arriba e impacta poco en el conjunto de la sociedad. Cuando se da un proceso electoral como este cuesta más explicar la importancia que tiene la renovación de la mitad de la Cámara de Diputados de la Nación, la renovación de un tercio de la Cámara de Senadores, pero poco a poco faltando un mes comienzan a calentarse los motores. Yo veo que en la Provincia de Santa Fe ya definidas las candidaturas se está trabajando, y si usted me preguntara si me gusta el nivel de actividad o de confrontación que se está dando entre los distintos candidatos, yo le diría que no me gusta. Veo un grado de irritabilidad y de agresividad que me parece que no es lo que más le conviene a la política ni a los propios candidatos y menos aún a la ciudadanía. Aspiro a que en estas cuatro semanas que quedan de campaña electoral podamos escuchar las propuestas de cada uno de los candidatos, escucharlas en un clima diálogo y debate, sin agresiones personales, de tal manera que cuando llegue el 28 de junio el votante pueda decidir sin ningún tipo de presión a quién le va a dar su apoyo", indicó Obeid.

Sobre la posibilidad de armar un programa radial o televisivo para que los candidatos debatan sus propuestas, el ex gobernador lo ve factible porque "yo creo que el debate televisivo, radial, forma parte de la actividad electoral. Hay algunos que les gusta más, hay a algunos que les gusta menos. Pero el debate es una parte más de lo que es la forma cómo un candidato se para frente al electorado para conocer sus ideas. Por mes el Estado Nacional debe conceder determinados espacios a los distintos partidos políticos para que esos candidatos se puedan dirigir al electorado. Las maneras son muchas y creo que hay que apelar a cada una de ellas. El debate es una de ellas. Yo por ejemplo, que soy un hombre de debate, todas las veces que fui candidato a gobernador y a intendente mantuve debates respetuosos, por ahí duros pero sin perder las formas con los candidatos de otras líneas políticas que también aspiraban a la gobernación. Me preocupa que es solamente una campaña de descalificar al adversario y no proponer, porque eso no sirve para nada".

Luego, el invitado abordó el tema del conflicto del campo señalando que "En la primera etapa del conflicto con el campo quizás no se entendió bien porque yo estuve con un grupo de diputados que votamos favorablemente la Resolución 125 con la condición de que se le incorporaran 21 artículos, con los cuáles se oponía Néstor Kirchner, (yo tuve una discusión bastante fuerte con él la noche anterior, porque él no quería ni siquiera esos artículos), que establecían la segmentación de las retenciones que hasta 500 toneladas eliminaba cualquier tipo de retención móvil. Por supuesto no coincidimos, a la mañana siguiente cuando ya estábamos por entrar al recinto tuve una comunicación telefónica de la Presidenta de la República, charlamos bastante, en algunas cosas coincidimos y en otras no, pero ella accedió a que se colocaran algunos de esos artículos, pero finalmente como se colocaron esos artículos que iban en beneficio de los pequeños productores agropecuarios, aceptamos votar la 125. Finalmente cayó con el voto de Cobos en el Senado y en la nueva etapa que se abrió, cuando el gobierno en vez de reflexionar sobre el error que se había cometido con el tema del campo y la resolución 125, acentuó aún más el conflicto, ahí nosotros ya habíamos conversado con Reutemann sobre este tema, ahí nosotros inmediatamente cuando Reutemann rompe con el Frente para la Victoria y arma el bloque Santa Fe Federal en el Senado, a los dos días los diputados Agosto, Dalla Fontana y yo decidimos romper con el Frente para la Victoria, armamos el Bloque Santa Fe Federal junto con Reutemann y a partir de allí venimos trabajando apoyando las cosas de gobierno nacional que veamos bien y que no afecten los intereses de la provincia y oponiéndonos a cualquier tipo de proyecto que pudiera afectar los intereses de la provincia. Ejemplos: no votamos el presupuesto ni los superpoderes, no votamos la Ley del Cheque porque no estableció los índices de coparticipación para la provincia de Santa Fe que nosotros considerábamos adecuado."

El Ing. Jorge Obeid luego recordó su paso como primer mandatario provincial sosteniendo que "además de conocer cada centímetro de la Casa de Gobierno provincial, lo más importante conozco cada metro cuadrado de la provincia desde Gato Colorado hasta Rufino o hasta Diego de Alvear, porque he caminado he visitado cada una de las 300 localidades de esta provincia, y he conversado con sus pobladores y conozco cuáles son las necesidades de cada una de las regiones. Es una provincia muy compleja, siempre lo digo yo, tiene la dimensión de por lo menos una docena de países europeos, tiene rasgos que hacen que sus regiones presenten diferenciaciones muy grandes y muy marcadas desde un norte pobre donde la hectárea de tierra puede estar en 200 o 300 dólares hasta un sur rico donde una hectárea cuesta 5.000 dólares, antes de que venga el fenómeno del cultivo de la soja. En general la Pampa Húmeda llega hasta la zona de San Justo, de allí para arriba es otra realidad totalmente distinta. Una realidad dura y difícil. Bueno esto hay que conocerlo para poder gobernar la provincia", resaltando que ahora como legislador "soy un diputado de la oposición pero sobre todas las cosas más allá que yo sea peronista, Binner socialista, yo quiero la mayor cantidad de recursos para la provincia de Santa Fe. Después discutiremos internamente como se distribuye esos recursos en la provincia, pero mi obligación en el Congreso de la Nación es pelear la mayor cantidad de recursos para la Provincia de Santa Fe".

Obeid también habló de las posibilidades que tienen los candidatos de Santa Fe Federal resaltando que "yo pertenezco a un bloque, que además después de las elecciones del 28 de junio vamos a triplicar, llegaremos a ser siete u ocho diputados, porque ojo vamos a sumar también diputados de Entre Ríos, de Córdoba, en función de esto que llamamos la Región Centro; soy optimista, yo leo encuestas, recorro la provincia y hablo con la gente. La lista de nuestros candidatos a diputados tiene una representación territorial de toda la provincia. La lista del socialismo tiene el senador rosarino, y los cuatro o cinco diputados rosarinos; en la lista del socialismo no entra ningún santafesino, ni el senador ni en diputados. Tenemos que tener en cuenta eso. El que quiera votar por la ciudad de Santa Fe tiene que votar por la lista que lo lleva a Reutemann como senador y a Germano como diputado nacional, que van a pelear por los intereses de la ciudad, porque en esta tengo dos lemas: el primero es traer la mayor cantidad de recursos a la provincia de Santa Fe y el segundo es que los recursos sean distribuídos justamente a la ciudad de Santa Fe y no se pretenda llevar a otras regiones que por ahí no necesitan tanto de los recursos porque tienen mayor desarrollo".

En el último bloque de A la Carta, el diputado nacional se explayó sobre la actual gestión socialista de Hermes Binner. "Con absoluto respeto. Si hay alguna cosa que yo me puedo jactar es que jamás he inferido una descalificación ni he faltado el respeto a un adversario político. Ahora, dentro del marco del respeto, de la democracia y los gestos civilizados también yo tengo el deber de marcar cuales son las cosas que a mí me parecen que no andan bien en esta gestión. En primer lugar a mi me hubiera gustado ver una gestión mucho más activa. Cuando nosotros dejamos la gestión hace un año y medio casi dos había más de 100 obras comenzadas, algunas con un 60, 70 u 80 por ciento de ejecución y con todos los fondos para poder concretarlas. De ese casi centenar de obras se han inaugurado ocho o diez, y yo no sé los motivos por lo cual otras que van desde obras importantísimas como los acueductos, la conexión entre la Guardia y la Ruta 1, los hospitales en varios lugares, obras de agua y cloacas en Rafaela, etc., que ahí están discutiéndose todavía como se siguen o interrumpidas. Entonces, cuando yo asumí mi gobierno en la segunda gestión conocía como la palma de mi mano la provincia de Santa Fe, y en función de ello habíamos diseñado un plan de obras con una persona que quiero reivindicar porque fue un gran tipo y uno de los mejores ministros que tuve, que fue el arquitecto Alberto Hammerly, lamentablemente fallecido, con él nos sentamos y tomamos como referencia para las obras de la provincia el programa inconcluso del Dr. Sylvestre Begnis, que tenía un programa excepcional. Sylvestre Begnis fue el primer gobernador que comprendió que Santa Fe por tener un eje longitudinal en el Río Paraná necesitaba rutas transversales que fueran desde el interior de la provincia hasta la costa para poder sacar la producción. Él hizo una cantidad importante de obras, y el resto no pudo porque no se lo permitieron los golpes militares. Nosotros retomamos ese plan de obras, llevamos adelante más de 500 obras en mi gestión, financiamos todas las obras que ejecutamos, mientras desendeudábamos a la provincia en más de 60 millones de pesos y dejamos una cantidad muy importante para la siguiente gestión. Entonces, mi primer preocupación es que ese plan de obras que venía de la época de Sylvestre Begnis y que se continuó en la época de Reutemann y que se completó casi en la nuestra no se continúa en las épocas del gobierno socialista", señaló Obeid.

También se refirió a otras preocupaciones que observa en la administración de Binner. "Mi segunda preocupación es que además de no hacerse obras nuevas, ni siquiera completarse las que dejamos nosotros en ejecución, la provincia ha comenzado a sufrir un endeudamiento que es hartamente peligrosa. Yo quiero advertir, con la experiencia que me da haber sido ocho años gobernador de la provincia, quiero advertir con todo respeto, mi preocupación por el alto e irresponsable grado de endeudamiento de la provincia de Santa Fe. Cuando yo dejé el gobierno de la provincia, dejamos 1.670 millones de pesos contante y sonante para que se pudieran pagar sueldos, aguinaldos, para que se puedan completar las obras, un fondo anticíclico de 300 millones de pesos. Es más cuando dijimos tenemos 1.670 millones de pesos, y el Doctor Binner tenía dudas de que así fuera, pidió una auditoría a la Auditoría General de la Nación, quien corroboró esta cifra y dijo que efectivamente esto es lo que se ha dejado. Casi dos años después nos encotramos con que el Ministro de Economía del gobierno del Dr. Binner plantea la posibilidad de emitir bonos para pagar sueldos, cosa que Santa Fe nunca hizo en su historia, a lo cual se resistió Reutemann en la crisis del 2001, y gracias a ello la economía de la provincia se pudo mantener manejable. El actual ministro plantea la posibilidad de una cuasimoneda, y además anuncia hace quince días que se van a diferir los pagos a los proveedores hasta 120 días, con lo cual se va a desactivar totalmente la industria de la construcción, se va a comenzar a generar desempleo, despidos, se corta la cadena de lo que es una de las industrias que más provee a la capacidad de mano de obra, que es la industria de la construcción. Si a todo esto le sumamos que en los cuatro primeros meses del año 2009 el déficit de la provincia es de 369 millones de pesos, cuando nosotros dejábamos año a año el presupuesto con un superávit de 350 o 400 millones de pesos, ahora en cuatro meses se ha acumulado un déficit de 369 millones. Los gastos corrientes han aumentado un 33% con respecto al año anterior, mientras los recursos han aumentado un 20%, quiere decir que están en un déficit entre los gastos corrientes y lo que se recauda. Qué son los gastos corrientes, excluyendo sueldos, son todos los gastos innecesarios que se están haciendo, duplicación de la planta de funcionarios políticos, esto de que se haya triplicado el sueldo de los funcionarios políticos y después se haya congelado a mí me parece que es prácticamente una burla a la población. Es muy lindo organizar festivales de lo que sea y contratando a los artistas más caros, yo he sido cuando fui gobernador y cuando fui intendente, que María Celia Costa era mi Secretaria de Cultura, he sido un fanático de dar la mayor cantidad de obras culturales a la provincia y a la ciudad, pero esto tiene un límite, y sabe cuál es el límite, no gastar más de lo que se gana. Esto es algo que me enseñó mi padre y mi abuelo: no gastar lo que no se tiene o no gastar más de lo que se gana. Y yo creo que uno de los problemas que tiene este gobierno es que, quizás por inexperiencia, está gastando mucho más de lo que le entra. Y sabe como termina esto, de dos formas: o ud. se tiene que endeudar para poder pagar el déficit o ud. tiene que aumentar los impuestos, de cualquiera de las dos formas el que termina sacando plata del bolsillo para poder pagar el déficit o para pagar el aumento de impuestos es el ciudadano común y silvestre que ahora nos está mirando, que quizás ahora no lo entienda, porque el furor de las elecciones hay mucha publicidad y se pegan muchos carteles. Pero acuérdese de lo que yo le digo, si seguimos por este camino vamos a terminar o en una suba generalizada de impuestos o vamos a terminar en un endeudamiento, en un quiebre de la obra pública, y lo peor aún podemos llegar a terminar en una situación en la cual ni siquiera se puedan pagar los sueldos.

El ex Gobernador agregó que "ojalá nada de esto ocurra, yo no quiero ser agorero, ojalá al Dr. Binner le vaya bien, ojalá la provincia de Santa Fe siga creciendo. Pero yo tengo la obligación, por haber gobernado dos períodos durante ocho años esta provincia de advertir sobre los temas que a mí me preocupan. Falta de un programa, falta de planes productivos, industriales, de inversiones. Falta un plan definido. Falta de una sensibilidad por lo productivo, yo creo que aquí, está bien mucha cultura, en hora buena que así sea, pero quiero ver que se ocupen de las industrias, de la educación técnica, de todas las actividades que hacen que la provincia de Santa Fe sea una provincia que se diferencie del resto. Falta de plantearse ante la Nación, que yo lo tuve que hacer en su momento sacándome chispas con Menem y con Kirchner para reclamar los recursos coparticipables que no se le están dando a la provincia, y lo último, reducir los gastos, por favor, reducir los gastos, menos remis, menos blackberry, menos festivales, menos habitaciones de cuatro y cinco estrellas en los hoteles, menos gabinetes juveniles que lo primero que hacen es irse a Europa, porque todo eso cuesta plata, y en definitiva alguien tiene que pagarlo. Creo que estamos a tiempo de cambiarlo, si este gobierno se tranquiliza un poco, se fija objetivos, reduce el gasto, define un plan de obras públicas, y si no, bueno, si así no ocurre lo único que espero es que cuando dentro de dos años haya elecciones provinciales la gente se fije muy bien como quedó la provincia económica y financieramente después de las dos gestiones de Reutemann y después de las dos gestiones de Obeid y como va a quedar después de estos cuatro años de gestión socialista.

Comentá la nota