Obama y Latinoamérica: ¿otro nuevo comienzo en la relación?

Afirman que la visión para el área será la de un mayor diálogo en reemplazo de las viejas políticas intervencionistas. Dos figuras claves, Dan Restrepo y Nancy Lee. Aún no se confirmó si queda Tom Shannon a cargo de la región en la Cancillería.
"Con Obama cambiará radicalmente la manera de encarar la relación con la región. No habrá más intervencionismo. Tenemos que entablar un diálogo", dijo a Clarín durante la Convención Nacional demócrata, Dan Restrepo, el entonces jefe de asesores para el hemisferio de la campaña electoral de Barack Obama, "Nosotros tenemos nuestros intereses pero no impondremos nuestras recetas", afirmó.

Restrepo acaba de ser designado Director de Asuntos Hemisféricos en el Consejo Nacional de Seguridad. Se trata de un puesto clave porque le da acceso directo a la Casa Blanca. Una fuente diplomática estadounidense confirmó a Clarín que Restrepo fue quien organizó el llamado que hizo el presidente Obama a Cristina Kirchner el día antes de su encuentro con el brasileño Luiz Inacio da Silva.

¿Cómo hacer, sin embargo, para que el nuevo comienzo que promete el gobierno de Obama no termine una vez más en la nada? Mucho dependerá de los hombres que se ocuparán de la región en cada uno de los departamentos o ministerios.

Durante la campaña electoral, Restrepo coordinó los documentos que se escribieron para delinear "la nueva visión" para la región. Durante las charlas con Clarín, Restrepo se mostró siempre muy convencido de que en la región no hay antinorteamericanismo, lo que hubo fue antibushismo.

Diversas encuestas revelan que Obama es muy popular en nuestros países pero EE.UU. sigue sin serlo. Que estas dos curvas se junten dependerá en gran parte de si EE.UU. puede ayudar a América Latina a superar la crisis global que generó y cuyo impacto ha desestabilizado nuestras económicas. ¿Podrá Obama facilitar a nuestros países el acceso a los créditos en el FMI, el Banco Mundial o el BID sin la condiciones draconianas que exigen a cambio? ¿Podrá mantener abierto el mercado estadounidenses a los productos de la región?

Una de las personas que será clave en ese contexto es Nancy Lee, la nueva subsecretaria adjunta para el Hemisferio Occidental en el Tesoro. Lee ocupaba este puesto hace dos años, cuando lo dejó en manos de Brian O'Neill. Ahora no hace otra cosa que retomarlo.

Es por eso que el presidente del Banco Central Argentino, Martín Redrado, la conoce bien. Se trata de una mujer muy amable que mantiene sus puertas abiertas a quienes necesiten verla pero cuyas convicciones son bastante ortodoxas. Durante la entrevista que sostuvo el jueves con Alberto Fernández, el ex jefe de gabinete de Kirchner, no le preguntó sin embargo ni por los holdouts ni por el Club de París. Sólo le dijo que sería bueno que Argentina enviara una señal fuerte a los mercados. Lee está convencida de que uno de los problemas de América Latina es la falta de integración. Propone un acuerdo de inversiones.

En la región existe mucha presión para que el actual subsecretario para Asuntos Hemisféricos, Tom Shannon, se quede. En diálogo con esta corresponsal, Shannon insistió con que se va después de la cumbre de Trinidad Tobago. Pero, incluso si se va, las cosas no van a cambiar mucho. Shannon comenzó a instrumentar la política del diálogo en la región mucho antes de que Obama ganara.

Los hombres que suenan para reemplazarlo, Arturo Valenzuela, ex funcionario de Clinton, o Joe García, un cubano norteamericano que intentó derrotar al diputado republicano Lincoln Díaz Balard en la últimas elecciones, no harán más que continuar en la misma dirección de Shannon. Toda la expectativa esta centrada, sin embargo, sobre qué harán con Cuba. Y si nombran a García no hay dudas de que podría convertirse en el Nixon que fue a China.

Frank Mora, un cubano, también muy moderado, ha sido nombrado para ocuparse de la región en el Pentágono. Profesor de estrategia en la Universidad de Defensa Nacional, Mora es un obamista de primera hora que contribuyó financieramente a la campaña.

Muy respetado en los círculos académicos, Mora criticó muy duramente al gobierno de George Bush por no haber asistido a Cuba durante el trágico huracán del año pasado del mismo modo que brinda asistencia a otros países de América Central cuando padecen catástrofes naturales.

Falta sin embargo que Obama nombre al denominado "enviado especial" para América Latina.

Si bien el ex responsable del área en el gobierno de Bill Clinton, Jeff Davidow, fue designado como asesor y coordinador de la Cumbre de las Américas en Trinidad Tobago, en la Casa Blanca, no está en sus planes saltar al otro puesto después como muchos especulan. "Cuando la cumbre termine me vuelvo a San Diego al Instituto de las Américas", dijo a Clarín.

Comentá la nota