Obama aseguró que piensa "concluir la tarea" en Afganistán

El presidente de los EEUU dijo que no abandonará la lucha contra los talibanes y que destruirá las redes terroristas que operan en ese país. También anticipó que anunciará una nueva estrategia "en breve"
El mandatario norteamericano indicó que anunciará su decisión de cuántos refuerzos enviará a las tropas en Afganistán tras el feriado del Día de Acción de Gracias, que este año es el 26 de noviembre.

"Estoy seguro de que cuando el pueblo estadounidense escuche un argumento claro de lo que hacemos allí y cómo pensamos alcanzar nuestros objetivos, lo respaldarán", afirmó el presidente estadounidense, citado por la agencia de noticias ANSA

"Redunda en nuestro interés estratégico, en interés de nuestra seguridad nacional, asegurarnos que Al Qaeda y sus aliados extremistas no puedan operar con efectividad en esas áreas", insistió Obama.

"Vamos a desmantelar y degradar su capacidad y a la postre desmantelar y destruir sus redes. Pienso concluir la tarea", remarcó Obama en alusión a la guerra de Afganistán iniciada hace 8 años, poco después de los atentados del 11-S, durante una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por el primer ministro indio, Manmohan Singh, que realiza una visita de estado a la Casa Blanca.

Obama presidió ayer una nueva reunión para revisar la estrategia de Afganistán, de la que participaron la secretaria de Estado de Estados Unidos, Hillary Clinton y el secretario de Defensa, Robert Gates, entre otros.

Esta fue la novena reunión de este tipo durante el proceso en el que Obama evalúa si enviar un contingente de 40.000 efectivos a la guerra en Afganistán.

"Tras completar una rigurosa reunión final, el presidente Obama tiene la información que quiere y necesita para tomar su decisión final y la anunciará dentro de días", dijo a través de un comunicado el portavoz de la Casa Blanca Robert Gibbs.

Una imagen divulgada por la Casa Blanca sobre el encuentro mostró que el director de presupuesto Peter Orszag también participó, un signo que demuestra que el costo del envío de soldados adicionales también está siendo discutido.

El anuncio de Obama ocurriría antes de una reunión de la OTAN el 7 de diciembre en Europa y en la cual miembros de la alianza podrían acordar el envío de miles de efectivos adicionales.

Actualmente hay 110.000 soldados extranjeros, entre ellos 68.000 estadounidenses, desplegados en Afganistán para enfrentar a la insurgencia talibán.

Obama ha revisado la estrategia de guerra durante los últimos dos meses, luego de que el general del Ejército Stanley McChrystal, el máximo comandante estadounidense en la zona de combate, dijo en un reporte que las condiciones se están deteriorando y que se necesitaban 40.000 efectivos más.

Obama enfrenta presiones contradictorias en el tema de Afganistán, en momentos en que la opinión pública estadounidense está dividida en torno al envío de soldados.

Como parte clave de su plan de estrategia para retirarse de Afganistán, el presidente norteamericano busca fijar un calendario para transferir la responsabilidad de la seguridad en ese país a las fuerzas de seguridad afganas, porque como dijo Gibbs: "No se trata solamente de cómo enviamos refuerzos, sino cuál es la estrategia para marcharnos de allí".

Comentá la nota