"Nunca se aplica el gas directamente", dicen los responsables de NaturMed

Los responsables del Instituto NaturMed, lamentaron lo ocurrido con la paciente que falleció el martes, porque llevaba casi seis meses de tratamiento, para un padecimiento en el que se compromete lo neurológico y lo emocional, a lo que se agrega que Bogado tenía alteraciones cardiovasculares y diabetes.
"Ese día, dijo Fernando Abán, se le realizó el tratamiento habitual, que correspondía a un suero ozonizado, por lo tanto la paciente recibió un líquido (dextrosa) con ozono, nunca un gas", explicó.

Tras ese protocolo, se le retiró la vía aplicada oportunidad en la que la paciente le comentó a la enfermera un artículo que había leído en una revista mientras se le realizaba la aplicación, y momentos después presentó un cuadro de un paro cardiorrespiratorio, es decir una descompensación.

"Nosotros tenemos un servicio de emergencia, que estuvo, enseguida en el lugar para atender a la paciente, siendo sometida al protocolo que se utiliza en esos casos", dijo Aban.

La paciente, posteriormente, sufre un pequeño golpe cuando es bajada desde el sillón donde se le realizaba el tratamiento hasta el piso por uno de los paramédicos, de acuerdo a lo que cuenta la enfermera, señaló Abán, lo que sí puede figurar en la tomografía como un hematoma o una contusión.

"El ozono no fue el causante de la muerte"

Más adelante descartó de plano "que el ozono haya sido el causante, remarcando que es imposible y que habrá que demostrar que ese gas existió en la paciente", dijo Mompó

En el peor de los casos de ingresar oxigeno a alta presión por una arteria o una vena esta llevará el gas al pulmón, provocando un edema.

Por su parte Pablo Mompó ratificó que el suero con ozono no fue el causante de la muerte, y que eso se puede demostrar.

Destacaron que el tratamiento de ozono es algo seguro y que permite a los pacientes que lo necesitan conseguir un paliativo para sus dolencias.

En relación a la prohibición del Colegio Médico dijeron que se les pidió que no publicitaran los tratamientos relacionados con la estética, agregando que el organismo al igual que sus pares de Latinoamérica no reconoce a la ozonoterapia como una especialidad por lo tanto esta dentro de lo alternativo.

A lo que Salta no escapa por lo tanto resiste la aplicación de este tipo de tratamientos y de terapias, "los profesionales resisten a estas aplicaciones, porque no conocen los beneficios del ozono, donde lo químico y lo científico están totalmente unidos", dijo Abán.

Resaltaron que nunca existió ninguna otra situación similar en la que alguno de los profesionales se viera involucrado, lamentando que haya ocurrido con una paciente que tenía beneficios óptimos por el tratamiento ya que en estos meses había mejorado, insistiendo en que en estos casos cuando no funciona un tratamiento no vuelven.

Mompó resaltó que el tratamiento no es invasivo y en algunos casos permite cambiar la farmacología por esos procedimientos que cambian la calidad de vida.

Haciendo referencia a la posibilidad que se hayan presentado algunas dificultades en los tratamientos, en los sitios donde se los realiza los descartaron de cuajo.

Comentá la nota