Números, curiosidades y detalles que dejó el Apertura más polémico

Para LA NACION, Sebastián Blanco fue el mejor del parejo torneo, que consagró a Boca, pero que dejó otros datos llamativos
Boca es el campeón del Apertura. A simple vista parecería que es lo único que importa, lo único que vale en la consideración general. Sin embargo, en tiempo de balances, en época de conclusiones, surgen datos, números y sentencias que pueden analizar, de otro modo, el más polémico de todos los Apertura que aparecen en el recuerdo. Sin embargo, al margen del triangular que resolvió el campeón apenas por una diferencia de gol, aparecen historias paralelas que muestran, por ejemplo, que para el intensivo análisis de los cronistas de LA NACION, Sebastián Blanco, el crack de Lanús, resultó el mejor valor del certamen. O, por ejemplo, Sebastián Battaglia es el único futbolista del campeón que integra el once ideal.

El mejor promedio de Tigre fue el arquero Daniel Islas y de San Lorenzo, Pablo Barrientos; los dos conjuntos que disputaron con Boca el triangular final. Hubo, también, gratas sorpresas: Néstor Ortigoza, de Argentinos, o el Maestrico González, de Huracán, pertenecen a ese selecto grupo de las revelaciones.

Hay más datos, hay más detalles. Los 20 equipos de primera tuvieron 30 entrenadores: la silla eléctrica, lamentablemente, fue parte esencial en el certamen. Hubo dos conjuntos, por caso, con sus respectivos entrenadores provisorios, que contaron tres hombres en el banco en apenas 19 fechas: Estudiantes (Sensini-Russo-Astrada) y Huracán (Ubeda-Martínez-Cappa).

Hubo, esta vez, apenas 59 tarjetas rojas. En el torneo de las controversias, casi la mitad de los expulsados en comparación con el Clausura anterior: 100. Argentinos, Gimnasia (J) y Vélez, con cinco, encabezan la imaginaria tabla de posiciones de los que se portan mal.

Hay otras historias que explican, en parte, la campaña de unos y otros. Tigre, por ejemplo, fue el más efectivo en la imaginaria campaña como local: ganó ocho partidos y perdió uno, con San Martín, de Tucumán por 2 a 1. River, de pésima labor, terminó último por una razón evidente: fue el peor, también, como local. Apenas ganó un cotejo: un 2-1 contra Rosario Central. Lo llamativo, en realidad, un mal que sufre desde hace varios años, la incómoda posición de Gimnasia de Jujuy en la otra imaginaria tabla: la de los visitantes. El equipo jujeño apenas logró el 3,70% de los puntos. Ocho derrotas y un empate: 0-0 con Racing, en Avellaneda.

Boca, el mejor, tuvo sus atributos. En esa tabla, la de los visitantes, resultó el más efectivo: obtuvo el 74,07% de lo jugado. Y en el duelo con los otros poderosos, no perdió con ninguno. La contracara resultó Independiente: su deslucida imagen lo demostró; no ganó ningún clásico.

Más reseñas arrojó el certamen de las polémicas, de las sospechas y de las suspicacias. Alguna vez, un plateísta en una cancha cualquiera, lanzó una pregunta que se pareció a una advertencia. "¿Por qué los árbitros cobran cada vez menos penales?". El cronista tomó nota, luego de una dudosa acción en el área: en el Apertura se sancionaron 31 penales, un dato que, si se lo compara con los anteriores campeonatos, inquieta un poco. En el Clausura 2008 hubo 45 penales; en el Apertura ´07, 56; en el Clausura ´07, 47, y en el Apertura ´06, 63. La conclusión es clara: aquel plateísta tenía razón...

El nivel de los partidos, para los especialistas de LA NACION, tuvo un desempeño "regular" en 70 de los mismos. Apenas hubo un "excelente", el Boca 3 vs. Colón 2 de la 19» fecha y un "muy malo", el River 0 vs. San Lorenzo 0, de la cuarta jornada.

El artillero fue Pepe Sand. Marcó 15 tantos y tuvo un promedio de 0,79 por partido. Fue uno de los pocos calificados con un 10 en esta suerte de reseña de lo mejor y peor de un torneo que no se olvidará.

30 entrenadores. La silla eléctrica ocupó otra vez un lugar esencial: en los 20 equipos hubo 30 técnicos. Sólo 12 conjuntos matuvieron a los DT que arrancaron el Apertura.

10 puntos logró Boca en el "torneo de los grandes". Les ganó a River 1-0, San Lorenzo 1-0, Racing 2-1, y empató con Independiente (1-1). En el triangular, le ganó al Ciclón otra vez: 3-1.

* El equipo del certamen

Según las calificaciones de LA NACION en cada jornada, éste es el conjunto ideal. Se tomó en cuenta a los jugadores que, por lo menos, jugaron los dos tercios del total del Apertura. Newell´s y Lanús son los únicos equipos que tienen dos jugadores.

Comentá la nota