El nuevo contrato con Hidrovía prevé extender el dragado y el balizamiento

La presidenta Cristina Fernández de Kirchner firmó el decreto que aprueba la renegociación del contrato de concesión entre el Estado nacional y la empresa Hidrovía, que prevé fuertes inversiones para extender los beneficios de la principal vía navegable del país a los productores del Norte argentino.
Del acto de firma presidido por Cristina en la Casa de Gobierno participaron autoridades nacionales, gobernadores, intendentes, sindicatos e instituciones y empresas vinculadas a la producción y el comercio exterior, como la Bolsa de Comercio de Rosario, las cámaras de Puertos Privados, Naviera Argentina, de Prácticos, de Comercio Exterior, de Importadores y el Centro de Navegación, entre otros.

El contrato aprobado establece la extensión, en una primera etapa, de la vía navegable desde el Puerto de Santa Fe hasta Confluencia, a través de obras de dragado y balizamiento, y la profundización en dos pies de la vía troncal.

A la vez, elimina el subsidio que recibía la empresa y dispone que no habrá aumento de tarifas para los usuarios, hasta que no se habiliten nuevas profundidades, a la vez que se fijan mayores exigencias vinculadas al cuidado ambiental y control de calidad.

En la primera etapa de las obras de infraestructura fluvial se instalarán, operarán y mantendrán más de 350 señales para permitir la navegación segura de buques y barcazas.

Se instalará, concretamente, un total de 338 señales luminosas, de las cuales 286 serán boyas y el resto balizas, a la vez que se dispondrán 29 boyas y 5 balizas como reserva. Además, se llevará a cabo el dragado de apertura a 10 pies, más dos pies de seguridad, y se efectuarán relevamientos batimétricos diarios, en toda la vía navegable.

Esta última tarea permitirá verificar las profundidades disponibles y la correcta ubicación de la señalización, dadas las características cambiantes del curso del río. El dragado comprenderá desde el kilómetro 584 del río Paraná hasta el kilómetro 1.238, en una longitud de 654 kilómetros.

En cuanto a las obras del puerto de Santa Fe hasta el océano, se trabajará en la profundización de la vía troncal, lo que permitirá mejorar la rentabilidad de las exportaciones argentinas.

El incremento de profundidad proyectado entre Santa Fe y Puerto San Martín es de 3 pies (de los actuales 25 hasta 28); y desde Puerto San Martín hasta el océano, 2 pies (de los actuales 34 hasta 36).

También se prevé instalar y mantener una red de 12 mareógrafos, que son estaciones de medición automática y transmisión remota de datos de altura de agua, cada una de ellas con su correspondiente escala hidrométrica.

La inversión a realizar es de 37,5 millones de dólares por año y el plazo máximo de los trabajos será de 18 meses, a partir de la fecha del acta de iniciación.

Las obras de infraestructura que se vienen realizando el río Paraná desde hace 14 años han impulsado inversiones superiores a los 2.500 millones de dólares en nuevas terminales portuarias, centros de acopio y plantas procesadoras de granos a la vera del río Paraná, destacó un comunicado de la empresa.

Hidrovía S.A es una firma integrada por capitales argentinos (Grupo Emepa) y belgas (Jan de Nul), que llevan invertidos más de 1.200 millones de dólares desde el inicio de la concesión.

Comentá la nota