Con nueva mayoría en Diputados, la oposición lanzó advertencias

Mientras la oposición se entusiasmó con la idea de manejar las comisiones y avanzar hacia un "nuevo tiempo" en el Congreso, el Frente para la Victoria advirtió hoy que esa mayoría es "circunstancial" y se quejó porque en la sesión preparatoria se "violó el reglamento".
Luego de que la alianza opositora consiguiera despojar al kirchnerismo de la mayoría en las comisiones y la Vicepresidencia primera de la Cámara, la diputada Elisa Carrió subrayó que el Congreso "no va a ser más una escribanía" del Gobierno nacional.

"La Cámara no va a ser más una escribanía ni van a manejar las comisiones como quieren. En todas las comisiones tiene mayoría la oposición", destacó la líder de la Coalición Cívica-ARI.

A su entender, la oposición puede ganar votaciones "respetando la institucionalidad".

"No quiere decir esto que la oposición gane todas las votaciones, pero sí habrá votaciones ajustadas", admitió Carrió, y detalló que "en todas las comisiones hay una diferencia de tres diputados y en algunas clave, de un diputado".

Por su parte, el reelecto Francisco de Narváez subrayó que la votación que ganó este jueves el antikirchnerismo en el recinto marcó el inicio de un "nuevo tiempo para los argentinos".

"Dimos vuelta la página de la historia y comienza un nuevo tiempo para los argentinos", aseguró De Narváez.

En declaraciones radiales, destacó la necesidad de "respetar la voluntad de los que votaron" el pasado 28 de junio.

El líder de Unión-PRO señaló que tras la sesión preparatoria los diputados del Peronismo Federal -bloque que integra- y los de la UCR coincidieron en un restaurante: "No fue una mesa conspirativa en la que uno a veces se envuelve, sino que fue una celebración".

Por la centroizquierda, el diputado de Proyecto Sur, Fernando "Pino" Solanas, resaltó que "se acabó la máquina de levantamanos y el ninguneo" a la oposición.

Según consideró en declaraciones radiales, a partir de ahora se va a hacer "respetar el reglamento de la Cámara".

En respuesta, el jefe del bloque oficialista, Agustín Rossi, evaluó que la oposición obtuvo "una mayoría circunstancial" en la sesión preparatoria, y aseguró que se "violó el reglamento y se rompió la tradición parlamentaria".

Rossi volvió a quejarse porque el antikirchnerismo no accedió a darle mayoría al oficialismo en comisiones clave, algo que sí había ocurrido en otras ocasiones, cuando los gobiernos habían perdido la mayoría en la Cámara.

"Nunca todos los bloques de la oposición se juntaron para imponerle una mayoría al oficialismo para la conformación de la Cámara", enfatizó el santafesino.

En declaraciones a distintos medios, dijo que la "una mayoría circunstancial impuso sus reglas de juego".

"Siempre las mayorías terminan imponiendo condiciones, y nosotros sabemos de eso, pero que se haga dentro del reglamento", remarcó.

La nueva polémica surgió luego de que este jueves en una sesión histórica, la alianza opositora forzara al oficialismo a votar de forma simultánea las autoridades de la Cámara baja y conformación de las comisiones, pese a la resistencia del FpV.

De esa forma, el antikirchnerismo logró colocar al radical Ricardo Alfonsín en la Vicepresidencia primera de la Cámara y quedarse con la mayoría en las 45 comisiones permanentes que funcionan en Diputados.

Comentá la nota