El Top Ten de N&P

1) Gustavo Arnaldo Pulti (A las risotadas)

2) Leticia González (Increíble)

3) Juan Pablo Malagutti (Mmmm)

4) Juan Pablo Linares (¿Es o se hace?)

5) Alberto Mayo (Segundos afuera)

6) Gladys María Carpenter (Víctima en espera)

7) Diego Garciarena (El 12 los espero)

8) Francisco Morea (De facto y por largo tiempo)

9) Jorge Ferro (Vacacionando)

10) José López (Y, yo qué sé)

1) GAP-Perogrullo se ríe de nosotros como el perro Patán, de costado y por lo bajo. Lejos de la austeridad prometida, él y los suyos viven la fiesta del erario público. En una comuna que no puede ni poner un mamógrafo en las salitas de salud, el intendente destina un millón de pesos afectados a cuestiones sociales siempre indispensables a gastos de preparación para la final de la Davis. La eterna rutina del despojo, esta vez, sin sutilezas ni disimulo.

2) Esta experta en cuestiones sociales, hoy concejal por la Coalición Cívica, no puede creer lo que sus ojos le dictan con la lectura del decreto 15439 del 2008: es la pura confesión del derroche de la Davis, que garparemos al mejor estilo nuevos ricos, sin saber cuánto, cómo ni por qué. Dice que votó la ordenanza a favor del ente privado administrador de la Davis para que la gente no diga “y, estos siempre en contra”. ¿Y qué dirá la gente cuando la guita para los insumos de salud, o los sepelios de los que no pueden pagarlos, no esté?

3) El ex funcionario de Daniel Víctor Katz Jora está que se lo llevan los demonios raqueteros. Lejos del presupuesto, anunció ukase poco creíble. El motivo: su malestar y el de su grupete por los gastos de la Davis. Denuncia amenazas, también. Mmmm: para que te amenacen tenés que ser alguien, o hacer algo notorio o molesto. ¿O no?

4) Ingeniero a cargo de las obras del Polideportivo, amigo íntimo de Marcelo Artime, da explicaciones pero no tantas como debiera. Consultado en la 99.9 por el costo de la cancha especial que se está construyendo para el torneo de marras, admitió: “yyyyy… no sé, eso lo hace una empresa española”. Dirige y no sabe. Como mínimo, raro.

5) El vecinalista del barrio Hipódromo, integrante de la asamblea ambiental que divulga las deyecciones flotantes en la costa marplatense, consorte de Mónica Infelices, se agita porque lo dejaron fuera de la discusión del presupuesto participativo. Ya se sabe: el que se acuesta con perogrullos, amanece con estas sorpresas.

6) A esta señora de 77 años la asesinaron a golpes en su casa. Su infame final fue silenciado por expreso pedido de las autoridades. Ahora, a cuatro meses de la tragedia, la familia clama por una respuesta que no llega. ¿Hasta cuándo?

7) Ante el alborozo aldreyperogrullesco por el anuncio de Cristina Fernández sobre la escollera norte y los boliches de Alem, el curul de Compromiso K lanzó un “los espero el 12 de octubre de 2009 con champaña para la inauguración”. La fecha la puso el intendente Perogrullo en el acta que firmó con los bolicheros, y corre el almanaque.

8) Asumió de facto la conducción de la Universidad Nacional de Mar del Plata con el concurso nada elegante de orgas del tipo “Libres del Sud” o el apoyo encendido de las huestes a salario público de la diputada nacional Adela Segarra. Y allí sigue, como talón de oso, gracias a la miopía judicial. Vamos, que la Constitución y la autonomía universitaria están buenísimas para recitar, pero cumplirlas es otro precio.

9) Escribe sobre morosidad judicial en sus fallos, lo considera una barbaridad, un cuasi delito, pero a la hora de la verdad hace de los tiempos judiciales algo muy laxo. Con un tema tan delicado como la elección de la UNMDP en la Cámara, se tomó vacaciones por cincuenta días hábiles. ¿Morosos? Los otros, u otra versión del famoso la paja en el ojo ajeno y no la viga en el propio.

10) Funcionario a cargo del Consejo Escolar, le ha tocado una época más bien calma. ¿Algún pacto con SUTEBA? ¿Alguna cuestión acordada con Calamante? Vaya a saberse, aunque de las becas para alumnos, de las que todavía no se pagó ni la primera cuota y el año escolar ya toca su fin, ni mú. Algo se cuece, porque de otro modo estarían tronando los bombos.

Comentá la nota