Raúl Zaffaroni: "Se usaron todas las tácticas de ocultación de una desaparición forzada"

El ex juez de la Corte Suprema, Eugenio Raúl Zaffaroni, cuestionó el accionar del gobierno nacional en el caso Santiago Maldonado y aseguró que "lo lamentable es que se bajó todo el arsenal de lo que sabemos que son las tácticas de una desaparición forzada".

Zaffaroni se refirió en ese sentido a la responsabilidad política del gobierno por la desaparición de Maldonado y afirmó: "La responsabilidad no es la orden de desaparecer a nadie, sino la imprudencia del ejercicio de un poder represivo desproporcionado que puede generar el contexto para que actúe un "loquito"".

"Es muy fácil cortar el hilo por lo más delgado y criminalizar a alguien de la fuerza, sacándose la responsabilidad política de encima. El problema de las fuerzas de seguridad es un problema de conducción: las fuerzas se comportan según cómo se conducen", agregó en diálogo con El Hecho Maldito.

Respecto a la investigación judicial, Zaffaroni consideró que existe "cierta lentitud" en la causa, aunque sostuvo que "eso no quiere decir necesariamente encubrimiento, puede ser negligencia". "No quisiera estar en los zapatos del juez. Debe estar tremendamente presionado", señaló.

Por otro lado, el ex juez de la Corte se refirió a la reforma laboral que prepara el gobierno y sostuvo que "la flexibilización laboral se quiere hacer a través de la jurisprudencia". "El embate contra el fuero laboral es una tentativa de flexibilización por vía judicial", agregó.

Finalmente, Zaffaroni consideró "absurdo" el pedido de indagatoria del fiscal Gerardo Pollicita a la ex presidenta por el memorándum con Irán y sostuvo que "es una de las cosas más aberrantes del Plan Cóndor judicial que hay en la región para sacar del medio a todo candidato que pueda tener arraigo popular".

"Pretender que haya traición a la Patria cuando no hay guerra y cuando hay una definición tan clara en nuestra Constitución, es una aberración jurídica. El supuesto plan criminal fue desmentido por Interpol, fue aprobado por el Congreso y ni siquiera se empezó a ejecutar. Es un capítulo más de la clonación de procesos que también hacen en el resto de la región", concluyó.

Comentarios