La Pampa: acusan de "traidor" a candidato PRO durante inauguración de refinería petrolera

La Pampa: acusan de
Política | 09/10/2017

El diputado Martín Maquieyra fue abordado por un grupo de vecinos que rechazan la construcción de la presa Protezuelo del Viento. Más tarde, el legislador denunció “amenazas”. El antecedente de la disputa por el agua entre la provincia pampeana y Mendoza, en el ojo de la tormenta. 

El diputado nacional del PRO por La Pampa Martín Maquieyra no pasó un buen momento en durante una visita a su terruño. El joven que encabeza la lista de Cambiemos para renovar su banca en el Congreso fue abordado por un grupo de personas que reclamaron su rechazo a la presa Protezuelo del Viento, proyecto que se pretende construir Mendoza sobre el río Grande, afectando el caudal del río interprovincial en territorio pampeano.

Cuando el legislador pampeano ingresaba a un acto en la localidad de 25 de Mayo por la inauguración de Refipampa, la primera refinería de petróleo en la provincia fue increpado por vecinos quienes lo acusaron de “traidor” y le exigieron explicaciones por no detener el proyecto hidráulico.

En ese contexto, Maquieyra denunció que recibió "amenazas" y apuntó contra el PJ local por generar un “un momento tenso". Sin embargo, el peronismo pampeano salió a desmentir las agresiones denunciadas por el diputado PRO. En diálogo con medios locales, el el ministro de Desarrollo Territorial, Martín Borthiry, sostuvo que “si bien se escuchan los epítetos de 'traidor', no se observan empujones o golpes".

La disputa entre La Pampa y Mendoza por el proyecto lleva varios meses en la agenda política. En la última semana, el gobernador Verna señaló que "el estudio de impacto ambiental que hizo la Universidad de Cuyo dice que después de la construcción de Portezuelo el agua va a disminuir en su cantidad y calidad, y eso nos afecta”.

La disputa entre La Pampa y Mendoza por los ríos no es nueva. En junio pasado, ambas provincia asistieron a una audiencia pública ante la Corte Suprema por una demanda de los pampeanos contre los cuyanos por el uso del agua proveniente del río Atuel, curso que nace en la Cordillera y que atraviesa ambos territorios.

El pedido de La Pampa es que se le prohíba a Mendoza efectuar cualquier tipo de acción u obra sobre el referido río y sus afluentes que implique una alteración de la cantidad o calidad del agua que deba llegar a su territorio.

Por su parte, Mendoza planteó la excepción de cosa juzgada, entre otras defensas, por considerar que la pretensión de la actora no es más que un replanteo de lo ya resuelto en la sentencia de la Corte del 8 de diciembre de 1987. Por lo pronto, la definición de esta disputa está en manos del máximo tribunal que aún no se ha expedido sobre el tema.