Norma Martínez dijo que el gobierno desilusionó a la comunidad

Observa que las medidas políticas que toma esta administración tienden a complicar más la situación. Dijo que la "política" es la que tendrá las herramientas para sostener la gobernabilidad de una gestión que debe llegar al 201. Opinó que los legisladores están "abriendo los brazos" y no se comprometen en la búsqueda de soluciones.
La representante del partido 26 de abril y ex legisladora provincial, Norma Martinez, dialogó con TIEMPO Fueguino, espacio donde reconoció que observa con preocupación el escenario por el que atraviesa Tierra del Fuego y sumó al opinar que la ciudadanía está desilusionada de la administración de la gobernadora Fabiana Ríos.

Al tiempo que aseguró que "hay una falta de credibilidad que es palpable" dijo Martínez quien comentó que se evidencia en las conversaciones y en las reuniones que mantienen con frecuencia.

"cualquier propuesta aunque sea transitoria no se la está escuchando. Cada una de las medidas políticas que resuelve el gobierno tiende a complicar más la situación. Salen a dar explicaciones sobre los que hay sospechas, y no terminan de emparchar los temas y se les van multiplicado" cuestionó la dirigente.

Planteó que la desilusión de la comunidad, se sustenta en las promesas de campaña que hizo el Ari para llegar al poder, dijo que ese sector enarboló la bandera de la transparencia y criticaron las políticas de otros gobiernos y "cuando asumen toman las mismas medidas que ellos criticaron tan fuertemente y me da la impresión que esto es un signo claro de un engaño moral a quienes lo votaron" y agregó que este tipo de hechos socava aun más el débil estamento que sostiene al sector político fueguino.

Por otro lado, llamó a la dirigencia a convocarse en una mesa de discusión o una multisectorial, dado que Norma Martínez es una obligación cívica de los representantes de los diferentes sectores de la sociedad, "tienen que dar propuesta para transitar estos tiempos para que el caos no involucre a todos como está ocurriendo".

Agregó que la "política" es la que le dará las soluciones a la provincia o bien la terminará de hundir, como está sucediendo hasta el momento, pero instó a no dejar que el gobierno se siga cayendo como se observa día a día.

Al ser consultada por la fortaleza de la institucionalidad, dijo que según su parecer se está degradando la gobernabilidad, y "esto no podemos dejar que ocurra, porque es una administración elegida por el pueblo. El deber es respaldarlo y evitar que se sigan equivocando y ayudarlos a transitar hasta el 2011".

Y en ese sentido, propuso propinar actitudes solidarias para con el gobierno, y pidió al resto de la dirigencia a dejar los egoísmos partidario y sugerir al Ejecutivo posibles normas a tomar.

Sobre el accionar del parlamento en estos tiempos de crisis financiera e institucional, observó que no es lo mejor "abrir los brazos para que las cosas caigan, y me da impresión que cada uno de los legisladores no están en condiciones de dar una respuesta, están tirando la pelota afuera, tratando de involucrarse demasiado".

Siguió al opinar que "la comunidad está esperando de la Legislatura una opinión más firme en forma global, no a lo mejor solamente a explicar un tema o proyecto, sino una idea de la situación completa sobre la provincia y porque no, propuestas que salgan del consenso".

El partido 26 de abril, no se encuentra participando activamente en la próxima elección, y según lo explicó la ex legisladora, no cuentan con fondos y medios para enfrentar la campaña. Adelantó que apuestan a un proyecto político mas profundo y estima que para el 2011 puedan ser una opción más para el electorado.

Comentá la nota