El IPV niega compromiso de revisar el listado

El abogado del Instituto Provincial de la Vivienda, Oscar Carrizo Zafe, salió al cruce de los pobladores que aseveraron que existía algún tipo de acuerdo para postergar la entrega de viviendas hasta febrero o marzo.

Carrizo Zafe aseguró que participó en la reunión que protagonizaron vecinos de Belén y autoridades del IPV a fines de diciembre. "En ese encuentro se les dijo que el IPV ya había hecho la evaluación de los adjudicatarios y correspondía a la gente que ya estaba determinada, los mismos a los que no se les pudo entregar cuando ellos interrumpieron por la toma del barrio. Eso era inamovible", sentenció.

Asimismo, señaló que en aquella reunión se les explicó el procedimiento para impugnar a los adjudicatarios que ya tenían esas viviendas y por lo que estaban disconforme. "Hasta ahora no impugnaron a nadie", indicó. Y agregó que el organismo informó las sanciones que recibirían en caso de continuar con la toma del barrio. "Podría caberles una denuncia penal y sanciones administrativas, ya que la legislación permite excluirlos del registro de postulantes por cinco años", aseguró. Por ello les recomendamos que abandonen las casas y ellos expresaron su acuerdo.

Carrizo Zafe aseveró que la entrega se realizó porque los adjudicatarios también tienen necesidades. De igual modo aseguró que la impugnación no tiene plazos, pueden realizarla en cualquier momento y el organismo puede desadjudicar en caso de detectar alguna irregularidad.

Comentá la nota