San Nicolas - Habría otro concejal nicoleño en situación de “incompatibilidad”

La polémica podría estallar esta semana

Desde la institución deliberativa no lo confirmaron oficialmente, pero la versión indica que esta semana podría estallar una nueva polémica. Mientras la comisión de Legislación General estudia el caso de Pereyra, ahora habría sido detectado el caso de otro concejal en situación de incompatibilidad. En concreto, la polémica giraría en torno a la edil Jorgelina Glorio, quien habría percibido simultáneamente su dieta de concejal y un sueldo del Patronato de Liberados.

Según fuertes rumores que cundieron en las galerías de la planta alta del Palacio Municipal, habría un nuevo concejal nicoleño cuya situación sería comprometida. Al igual que en el caso de Miguel Pereyra (cuya situación es actualmente analizada por la comisión de Legislación General), esta nueva irregularidad también tendría que ver con una situación de “incompatibilidad”.

En concreto, se trata de la concejal frentista Jorgelina Glorio. Aunque no hubo voces oficiales que ratificaran el dato, el viernes habría llegado a la Presidencia del Concejo Deliberante una nota remitida desde el IPS (Instituto de Previsión Social), informando acerca de la percepción, por parte de Glorio, de un sueldo del Patronato de Liberados de San Nicolás, entre los meses de diciembre de 2005 y mayo de 2007, en forma simultánea con el desarrollo de su función como concejal y la correspondiente dieta.

La respuesta habría llegado al deliberativo después que la Presidencia del Cuerpo consultara a ese organismo respecto a la situación de los 20 concejales.

Hay quienes entienden que la situación de Glorio podría estar agravada por el hecho de no haber incluido los datos que ahora revela el IPS en la declaración jurada que presentó al Cuerpo, luego de que fuera abierto un registro oficial a tales efectos.

El próximo lunes podría estallar una nueva polémica en el Concejo Deliberante.

De todas maneras, parece que Glorio -Asistente Social de profesión- ya tendrá a mano lo que parece ser un sólido argumento para su defensa. De hecho, circuló un documento en el que sería el propio Tribunal de Cuentas el que establece que “el ejercicio de las profesiones de Asistente Social y Trabajador Social se encuentra incluido dentro de la Ley 10.471 (carrera médico hospitalaria) y son reconocidos como profesionales del arte de curar, quedando exceptuados de la incompatibilidad en los términos de la Ley 13.644”.

Comentá la nota