Newell's empató y se alejó de la Copa Sudamericana

Newell's empató y se alejó de la Copa Sudamericana
Sena había puesto arriba al equipo de Burruchaga y Formica logró la igualdad con un golazo.
El empate fue un precio alto para los dos. Más para Newell's, que dejó escapar el último vagón del tren que podía depositarlo el semestre que viene en la Copa Sudamericana, pero también para Arsenal, que comenzó mejor, se puso en ventaja y tuvo la chance de cortar su larga racha sin triunfos, pero después fue mezquino. En suma, el partido sintetizó la irregularidad que fue norma en los dos equipos en este Clausura.

Es cierto que en un fallo por puntos Newell's se hubiese llevado la victoria. Porque en el segundo tiempo atacó, creó peligro -aunque le faltó precisión- e incluso debió tener un penal a favor en el final cuando el árbitro Faraoni no sancionó un claro agarrón de Mosquera a Da Silva. Tal vez si el equipo rosarino hubiese tenido todo el partido la actitud que mostró en el segundo tiempo no se hubiera quedado con sabor a poco.

Pero en el primer tiempo Newell's fue un equipo de a ratos, le costó calzarse la pilcha de protagonista. Ni Pillud ni Vangioni aprovechaban las bandas, y entonces en ataque el equipo de Sensini dependía excesivamente de la inspiración de Formica, o de alguna asistencia de Bernardi o Bernardello. Por eso fue ofensivamente anémico en esa primera mitad.

Arsenal opuso orden, equilibrio, y concentración para sacar provecho de los errores rivales. Y fue así que a los 12 Insaurralde rechazó mal, la pelota rebotó en la espalda a Bernardi y -con algo de fortuna- le quedó servida a Sena para meter un pique de 25 metros, eludir a Peratta y poner el 1-0.

El panorama pintaba oscuro para los locales. Sin embargo, cuatro minutos después Formica mostró su categoría y con un remate bombeado desde afuera dejó sin chances a Campestrini y clavó el empate. Lo que siguió del primer tiempo fue el peor tramo del partido, ninguno de los dos logró crear situaciones de peligro.

Newell's, ya fue dicho, salió con otra convicción a jugar la segunda mitad. Y empezó a sumar ocasiones. Se escapó Armani a la marca de Matellán y quedó mano a mano con Campestrini, pero sacó un tirito que fue manso a las manos del arquero. Formica se lo dejó servido a Da Silva, que remató apenas desviado. Spolli cruzó un derechazo tremendo desde el costado del área y Campestrini se agigantó para desviarla al córner, Insaurralde cabeceó apenas alto... Newell's perdió fútbol con la salida obligada de Formica. Igual insistió hasta el final. Pero algunas imprecisiones, Campestrini y el penal no cobrado dejaron la chapa en empate.

Comentá la nota