Nemesio negó que los empleados de Hipertehuelche hayan realizado destrozos

Los trabajadores de la empresa retomarán hoy el quite de colaboración en demanda del pago de una suma fija. Carlos Nemesio, secretario general del CEC, salió al cruce de una solicitada de la firma.
El Centro de Empleados de Comercio (CEC) de esta capital negó que los trabajadores del Hipertehuelche se hayan manifestado violentamente desde que iniciaron el paro con asistencia al lugar de trabajo en demanda de una suma fija de 600 pesos. Así lo afirmó ayer Carlos Nemesio, titular del sindicato mercantil, para refutar una solicitada que la empresa publicó en la edición dominical de LA ARENA.

Hipertehuelche fue el único comercio de esta ciudad que no rubricó el acuerdo que sí firmaron las demás grandes superficies comerciales para el pago de una suma fija de 600 pesos a sus empleados. Ayer, los huelguistas –casi la totalidad del plantel de trabajadores– fueron intimados vía carta documento por la patronal para que levanten el quite de colaboración –al que consideran “ilegal”– en un plazo de 48 horas.

La ofensiva de la empresa se plasmó además en la solicitada, donde calificó la protesta de “ocupación indebida” y señaló que hubo “desmanes con la destrucción de mercadería” y “acciones intimidatorias” a quienes no adhirieron a la medida, llegando al “hostigamiento verbal” y también a “agresiones físicas”.

Asamblea.

Nemesio recordó que el 18 de diciembre, fecha en que se rubricó el acuerdo, el abogado de Hipertehuelche le informó al gremio que la empresa no estaba en condiciones de firmar, ni quería, ningún tipo de acuerdo respecto a incrementos. Tal noticia, derivó en forma inmediata en la convocatoria de los delegados, quienes convocaron a una asamblea en la que participaron 50 trabajadores y sólo estuvieron ausentes seis empleados jerárquicos y una cajera.

El dirigente se encargó de remarcar que cada una de las acciones fueron puestas en conocimiento de la Subsecretaría de Trabajo. La asamblea resolvió el quite de colaboración como forma de protesta, medida que implica la concurrencia al lugar de trabajo pero sin atención al público ni realización de tarea alguna. A pesar de todo, Nemesio aseguró que el sábado, cuando se desató una fuerte tormenta con viento y lluvia en la ciudad, los trabajadores protegieron la mercadería, bolsas de cemento y cal, para que no se dañaran.

Denuncia.

“Dicen que no pueden pagar remuneraciones pero en las demás sucursales que tienen, como Río Gallegos (Santa Cruz), pagan a hasta el 300 por ciento más que los salarios que pagan en Santa Rosa. Además en esta sucursal tienen a su personal con falta de categorización y a los empleados jerarquizados los tienen con el mínimo de la categoría de convenio, por lo que se presume que deben estar cobrando sumas en negro. Esto será materia de una inspección por la denuncia que hemos realizado en la Dirección de Relaciones Laborales”, advirtió el dirigente.

El acuerdo que desató el conflicto en Hipertehuelche fue rubricado entre las empresas y el CEC ante la cartera de Trabajo. El pago acordado por las patronales mercantiles es una cuota de 200 pesos a pagarse en diciembre y luego otras cuatro, de 100 pesos, hasta llegar a abril. Los directivos de Hipertehuelche adujeron que no estaban en condiciones de realizar el pago, lo que el gremio consideró “inadmisible”.

Comentá la nota