Río Negro: Titular del INAES visitó Viedma

El titular del Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social, Patricio Griffin, participó este viernes en esta ciudad de la entrega de un camión recolector a la cooperativa COTRAVILI que tiene a su cargo el servicio de recolección de basura y barrido público. Griffin dijo que "ese camión es producto del trabajo que el gobierno nacional ordenó en la Aduana. Allí donde antes existía un punto de corrupción y desmanejo, hoy el Estado cuenta con la alternativa de poder asistir a cooperativas, mutuales y asociaciones civiles con mercadería que por distintos motivos queda en aduana".
El funcionario explicó que "este camión estaba desarmado y embalado. Lo recuperamos, lo armamos y hoy es un aporte indispensable para esta entidad viedmense".

Griffin hizo declaracones en la sede de la Federación de Mutuales Rionegrinas adonde concurrió invitado por el presidente Raúl Martínez y donde señaló que "la Argentina hoy es uno de los países que ha revolucionado el concepto de crédito".

Afirmó que "la banca mundial, e incluso no hace mucho la princisa holandesa argentina Máxima, nos quieren hacer creer que darle crédito a un pobre es un gran negocio porque, como está fuera del sistema, paga por intereses más de tres veces lo que pide".

"Nosotros, con una ley modelo en el mundo, hemos demostrado con los microcréditos sociales que al trabajador de escasos recursos puede darsele créditos a una tasa que no puede superar el 6 por ciento anual y, además, incorporarlo al sistema a partir del monotributo social que le da aportes previsionales y derecho a la salud".

"Para el concepto de Washington, del cual la señora Carrió y Prat Gay son los principales cultores, al pobre hay que darle plata a tasas abusivas y usureras porque como tiene que pagar para que no le saquen lo poco que tienen, después no tiene para salud, educación de sus hijos o jubilación", sentenció.

En una exposición de alto contenido político, Griffin resaltó el proceso de "recuperación de fábricas cerradas como Zanón en Neuquen o el intento de los trabajadores de la ex Flavors en General Conesa".

"Ahora lo que tenemos que hacer como Estado es lograr que estos señores no cobren tres veces por lo mismo, porque el Estado en su momento les dió un crédito para que abran la fábrica, se les otorgó franquicias y refinanciamiento y ahora piden millonadas por la expropiación", agregó.

"Es fantástico lo que ocurre. Los obreros mantuvieron las fábricas para no perder la fuente laboral mientras los empresarios huían y, ahora con el funcionamiento recuperado y en muchos casos exportando, hay que pagarles millones para expropiar", aseveró Griffin.

El funcionario repasó la recuperación del cooperativismo y el mutualismo "como base solidaria de la economía argentina" y especificó que "tenemos un debe en la tarea de control y fiscalización de muchas entidades que se disfrazan de cooperativas o mutuales de crédito o vivienda y en realidad esconden pingües negocios financieros o de bienes raíces".

Comentá la nota