Fin de negocio noventista: en agosto se termina el sistema de tickets Canasta

Fin de negocio noventista: en agosto se termina el sistema de tickets Canasta
El mecanismo creado por Domingo Cavallo desaparecerá con el pago del salario de julio, obligando a las empresas emisoras a buscar nuevos negocios para sobrevivir
Cuando a principios del mes que viene, los trabajadores argentinos en relación de dependencia perciban los salarios de julio recibirán también, pero por última vez, una parte de esos ingresos en forma de vales de comida o más familiarmente conocidos como tickets canasta. Se trata de un sistema de pago cuya partida de defunción se firmó a fines de 2007 tras haber aprobado el Congreso un proyecto de ley del abogado y diputado kirchnerista Héctor Recalde que planteaba la incorporación de los vales al salario.

El debate parlamentario de esta iniciativa estuvo teñido por un episodio delictivo, luego de que Recalde denunciara un intento de soborno por parte de empresarios del sector que derivó en un escándalo legal y le dio el toque de gracia al sistema.

De estrecha relación con Hugo Moyano, el legislador es también el padre de Mariano Recalde, recientemente designado al frente de Aerolíneas Argentinas, y además lleva las cuestiones legales de la CGT.

La denominada Ley de Tickets (26.341) entró en vigencia en febrero del año pasado estableciendo que las empresas que cuenten con trabajadores beneficiarios de vales de almuerzo y canasta, y tarjetas de transporte deberán transformarlos en remuneración a razón de 10% de su valor pecuniario por bimestre calendario. Es decir, tras 10 bimestres sucesivos, los tickets deben quedar sin efecto. Esta fecha se cumple en agosto.

Ese mes se le dará la extremaunción a un mecanismo creado en 1989 por el entonces ministro de Economía, Domingo Cavallo, quien los ideó con el objetivo de otorgar un beneficio social a los trabajadores que a su vez no cotizara a la seguridad social. En aquellos años el país sufría la herencia de la hiperinflación cuyos efectos fueron fatales sobre los salarios.

En este contexto los tickets se generalizaron como medio de pago, llegando a ser percibidos por casi 1,6 millones de trabajadores, y a mover una suma anual de $ 4000 millones.

El sistema atrajo a 27 empresas emisoras de vales alimentarios, siendo Accor y Sodexho las que llegaron a concentrar la mayor parte del negocio. Accor, con sus Tickets Restaurant, y Sodexho con los Luncheon Tickets.

Ambas empresas son originarias de Francia, donde también nació el sistema de vales de almuerzo en la década del 30 con la idea de garantizar que los obreros que no contaban con comedor en planta almorzaran y no gastaran lo percibido en otros productos.

Accor y Sodexho habían amenazado con irse del país si el proyecto de Recalde se promulgaba. Pero nada de eso ocurrió.

Tras un intenso debate, en ambas casas matrices se decidió continuar con las operaciones locales a pesar de que gran parte de sus ingresos desaparecerán con los tickets. Tanto Accor como Sodexho redireccionaron sus operaciones buscando nuevos horizontes o impulsando áreas en las cuales ya actuaban.

En el caso de Accor potenció sus operaciones hoteleras, y acaba de anunciar inversiones por u$s 100 millones para abrir dos hoteles de sus marcas Novotel e Ibis. El Novotel será el primero de esa cadena inaugurado en el país. Estará ubicado en Corrientes 1334 y tendrá 127 habitaciones y dos suites distribuidas en 12 pisos. El Ibis Buenos Aires Obelisco será el tercero de esta marca en el país. También estará sobre Corrientes y tendrá 168 habitaciones.

Por su parte, Sodexho decidió enfocarse a la administración de subsidios públicos y al catering. En el primer sector ofrece a los gobiernos provinciales y municipales programas para administrar programas sociales mediante la entrega de tickets, tarjetas y órdenes de pago a los beneficiarios de planes sociales.

Y en el segundo caso, potenció con recursos y personal a su filial Sodexho Alimentos y Servicios, dedicada a la gestión de comedores en empresas y de sistemas alimentarios.

Comentá la nota