Negocian ya con Uruguay levantar traba financiera

La prohibición que pesa desde la semana pasada sobre casas de Bolsa, fondos comunes y bancos para operar con Uruguay se encuentra bajo revisión y podría ser atenuada o eliminada en breve. Así lo confirmaron a este diario altas fuentes del Gobierno, quienes condicionaron estos cambios a una negociación que están desarrollando los cuatro países fundadores del Mercosur (Argentina, Uruguay, Paraguay y Brasil).
A fin de este mes ya se agendó un encuentro de los principales representantes de las agencias de control bursátil de cada país (en la Argentina la CNV, Comisión Nacional de Valores). La reunión será justamente en Montevideo, la plaza directamente afectada por la prohibición determinada por la Argentina.

La semana pasada la CNV -que preside Eduardo Hecker- dictó una norma (la 554) a la que se sumó de manera inmediata el Banco Central, por la cual se prohibió cualquier transacción financiera y bursátil que tuviera como contraparte una empresa ubicada en un paraíso fiscal. La prohibición afectó particularmente a Uruguay, por el fluido intercambio financiero que históricamente existe entre las dos plazas.

La prohibición de los reguladores argentinos buscó reducir todo lo posible cualquier posibilidad de fuga de capitales a través del esquema conocido como «contado con liquidación». Consiste en comprar bonos o acciones en el mercado local y liquidarlos en el exterior, recibiendo las divisas obviamente fuera de la Argentina. Uruguay es una de las plazas favoritas para esta transacción, que implica una violación de la ley penal cambiaria. Por supuesto, también entraría en las operaciones prohibidas aquellas vinculadas con delitos tales como lavado de dinero.

# Información

El memorando de entendimiento que están negociando los cuatro países del Mercosur -y que será firmado a fin de mayo en Montevideo- trata específicamente sobre el intercambio de información financiera que comprometen los países miembro.

Del lado argentino son cautos sobre el resultado final que producirá el texto: «Si Uruguay se compromete a enviar información puntual cuando pedimos datos de una transacción sospechosa, estamos dispuestos a levantar la prohibición. Pero únicamente si consideramos que esa plaza cumple con el nivel de transparencia que exigimos nosotros», explicó una fuente oficial.

Traducido: sólo se levantarían las trabas para operar con Uruguay si las autoridades de ese país informan quiénes están detrás de determinadas transacciones, en particular aquellas realizadas bajo el mecanismo de «contado con liquidación».

Una alternativa en estudio es que Uruguay informe los detalles exclusivamente de las operatorias bursátiles. De esta forma, se evitaría violar el secreto bancario de esta plaza, pero haciendo más fluida la información sobre transacciones bursátiles.

Las autoridades argentinas justifican las trabas por la presión de los países desarrollados, en particular los Estados Unidos, que piden directamente no operar con paraísos fiscales, como se considera tanto a Uruguay como a Suiza y las islas Cayman (entre otras plazas).

Desde que se puso en marcha la prohibición para operar con Uruguay y otros paraísos fiscales, el mercado de bonos tuvo una fuerte retracción, tanto en el MAE como en la Bolsa de Comercio que preside Adelmo Gabbi. De hecho, los títulos tuvieron significativas subas, acompañando la marcha del mercado global, pero con un volumen muy inferior al que se venía negociando en las últimas semanas, antes que se hiciera efectiva la traba.

Comentá la nota