Se necesitan unos 700 pesos para mandar a un hijo a la escuela

Miles de familias colman a diario las librerías y locales de venta de indumentaria escolar para preparar a sus hijos para el inminente inicio de las clases, anunciado para marzo.
Los comercios del rubro se quedan con faltas en sus góndolas por la gran demanda. La temporada escolar fuerte continuará así por lo menos hasta abril, ya que las escuelas comenzarán a pedir los libros de textos y los elementos para las materias especiales recién a fines de marzo.

Para los primeros días, los padres deben desembolsar cerca de $ 658,50 por un hijo que asista a la escuela primaria, sin contar transporte, cuota de colegio o matrícula, seguro y cooperadora. Tampoco se incluyen aquí los libros de textos.

De ese total, $ 452 corresponde a indumentaria, calzados y equipo de gimnasia, y $ 206,50, aproximadamente a útiles escolares básicos.

Si un chico va a la secundaria, habría que sumarle entre $ 150 a $ 200 más, por alumno. Tanto la indumentaria como los útiles de librería varían según los talles, y el tipo de cuadernos y carpetas que piden para las materias de la secundaria.

PRECIOS POR LAS NUBES

"Tenemos que recorrer bastante, porque hay muchas diferencias en los precios de librería entre un local y otro: por un cuaderno de tapa de primera marca me pedían $ 14, y en otro local de la misma cuadra lo conseguí a $ 7; pero lo que más subió fueron los delantales y las zapatillas", dijo una docente, quien el año pasado conseguía a $ 36 un delantal para maestra y este año lo pagó en $ 76. "Lo mismo ocurrió con los guardapolvos de los chicos", agregó.

Los libreros reconocen que los precios han subido pero no más del 15%, según se señaló. Dijo que, sin embargo hay algunas marcas que conservaron los mismos valores del año pasado.

En las librerías céntricas y en los locales de barrio algunos comerciantes desmintieron las declaraciones en el sentido de que el rubro útiles escolares había aumentado casi un 30% con motivo de armar la canasta básica. En realidad coinciden en que el aumento total llega al 20% contando la suba en delantales y zapatillas.

CALIDAD Y MARCAS

El público en general no busca los artículos de la canasta básica, porque prefiere la calidad de las primeras marcas.

"Cuando se trata de repuestos para carpeta, cuadernos y lápices; el público opta como lo hace para el calzado y el delantal, las marcas conocidas tradicionales, pensando en que les deben durar por lo menos hasta julio", agregaron.

Los delantales también subieron un 15 %. Un fabricante textil, cuyo local se encuentra en la zona céntrica, señaló que los precios están sólo un poco más altos que el año pasado.

Comentá la nota