De Narváez: "Le podemos ganar a Kirchner"

Francisco de Narváez visitó nuestra ciudad acompañado por Gabriela Michetti, ex vicejefa de gobierno porteña y primera candidata a diputada nacional por el PRO. El candidato a diputado nacional por Unión-PRO, sostuvo que en las próximas elecciones el peronismo disidente va a triunfar hasta en el Conurbano bonaerense
La presencia de ayer de Francisco de Narváez en Tres Arroyos no fue una visita política más. En esta, la tercera en pocos meses, el primer candidato a diputado nacional de la provincia de Buenos Aires por Unión-PRO, sorpresivamente llegó acompañado de Gabriela Michetti, hasta hace unas semanas vicejefa de gobierno porteña y hoy también candidata a diputada por la Ciudad. Por si esto fuera poco, De Narváez aseguró que Unión-PRO le va a ganar al kirchnerismo en la provincia y hasta en el Conurbano bonaerense.

A su llegada, los candidatos a diputados visitaron el hospital municipal y luego brindaron una conferencia de prensa en Sorti Café, donde además de recibir a los medios, saludaron a los representantes de las tres listas locales que apoyan a Unión-PRO.

"Vamos a ganar"

De Narváez señaló al comienzo de la conferencia de prensa, que si bien "la campaña (preelectoral) para nosotros viene bien, ha tomado un cariz agresivo". Indicó que "cuando un oficialismo como el kirchnerismo, que tiene una vocación muy cerrada y que creen que son los dueños de la verdad, que no quieren dialogar, debatir y pensar que la democracia no puede funcionar si ellos no tienen la mayoría, no es de extrañarse que así fuera la campaña".

Indagado sobre si esta agresividad tiene que ver con que Unión-PRO es la fuerza de oposición que mejor se está perfilando en las encuestas, afirmó: "Néstor Kirchner nos ha puesto en un lugar correcto, nosotros somos quienes le podemos ganar y no tenemos ninguna duda que le podemos ganar y que le vamos a ganar", aseguró.

Consultado sobre si en el Gran Buenos Aires piensa que podrían obtener mayor cantidad de votos que el oficialismo, fue más enfático: "En el Conurbano, sobre todo. Creo que como en el campo va a haber una inmensa sequía de votos para el kirchnerismo, en el Conurbano hay un enorme rechazo a esa forma de gobierno que nosotros venimos a cambiar. La gente está cansada que le prometan cosas, que se los use y Néstor Kirchner eligió una especie de barricadas de intendentes y una muralla de pobres para tratar de mantenerse en el poder, pero así no funciona el ciudadano común, que quiere cambios y compromisos que se puedan cumplir".

Ideas

De acuerdo a De Narváez, Néstor Kirchner debería sentarse a debatir con él sobre ideas. Y según él, entre otras ideas, propone "una Argentina de iguales" y, para esto, pretende que se constituya "una asistencia social a los 5 millones de bonaerenses que viven en la pobreza".

También señaló que pretende mayor seguridad, salud y educación. "Acabamos de visitar el hospital, que es un hospital ejemplar, pero no sucede lo mismo en muchos lugares de la provincia".

Además, aseguró que prefiere un "modelo que defienda el capital nacional. En esta zona estamos sufriendo y mucho la guerra que le declaró el kirchnerismo al campo en el 2008. Innecesaria, que mucho más que una discusión con el campo ha sido una discusión sobre la dignidad de todos los pueblos del interior".

Por último, De Narváez, afirmó que quiere que en 2011 "se cree un ministerio del campo y que el ministro sea un hombre o una mujer de la provincia de Buenos Aires".

Una sorpresiva visita

Aplaudida de pie por todos los presentes en la confitería céntrica, Gabriela Michetti demostró su carisma y simpatía. La candidata a diputada nacional por el PRO en capital federal dijo estar complacida por volver a Tres Arroyos, donde recordó "venir seguido" cuando visitaba a su abuelo en Benito Juárez.

Comentó que ayer "fue un día muy especial, porque empezamos en Laprida, que es el pueblo donde yo nací y donde viven mis padres, donde hice mi escuela primaria y secundaria, donde tuve la formación más importante".

Más allá de los afectos personales, Michetti comentó respecto a las próximas elecciones que si bien "la cancha está embarrada, por las diatribas y mentiras que se han lanzado, a esta campaña la tenemos planteada para comunicarnos cara a cara con la gente, con los ciudadanos y con ese espíritu construimos la campaña".

Al finalizar, indicó respecto a las encuestas que, "si bien soy poco afecta a los sondeos, hasta ahora nos viene dando bien, pero lo más importante es que cuando nosotros salimos a la calle, el acompañamiento de la gente es muy cariñoso, afectuoso y agradecido".

Comentá la nota