De Narváez dijo que "los números dan" para reunir el Congreso el 20

De Narváez dijo que "los números dan" para reunir el Congreso el 20
El diputado del peronismo opositor Francisco de Narváez estimó hoy que el Congreso podría reunirse el próximo 20 de enero para tratar la iniciativa del Gobierno de pagar deuda pública con fondos del Banco Central, y afirmó que "los números dan" para rechazar en ese ámbito la iniciativa oficial.
De Narváez, por otra parte, apoyó la iniciativa de realizarle juicio político al jefe de gabinete, Aníbal Fernández, por "amedrentar con la fuerza pública a una integrante del Poder Judicial", en referencia a la presencia de patrulleros en la puerta del domicilio de la jueza María José Sarmiento, que falló contra la remoción del presidente del BCRA, Martín Redrado.

También opinó que Redrado es un "excelente funcionario, de los mejores que hemos tenido" y que le puso un "límite" al Gobierno, con su rechazo a ejecutar el Fondo del Bicentenario, con reservas del Central, como pretende el kirchnerismo.

El legislador bonaerense recordó que "tenemos mañana a las 18 la reunión con los presidentes de los bloques" con el "sentido de llamar a una sesión especial" en el Congreso, y sobre ella, indicó que "estamos apuntando al 20 de enero".

Sobre los resultados de la misma, estimó que "en la comisión va a haber un empate, y en el recinto (de Diputados) tengo la sensación de que va a haber una mayoría en pos de apoyar la no remoción del presidente del Banco Central y que el uso de reservas para pagar deuda es un destino equivocado".

Asimismo, estimó que "hoy por hoy los números dan" para rechazar la iniciativa oficial, aunque observó que "hay mucha gente que está en receso" y que debe ser convocada para presentarse en su banca.

"Cuando hay una crisis los hombres que tenemos una tarea pública nos convocamos para tratarla y fijar nuestra posición", justificó De Narváez, sobre la decisión de intervenir en el conflicto entre el Gobierno y Redrado, por los fondos.

En rechazo a las denuncias del ex presidente Néstor Kirchner, aseveró que el actual vicepresidente Julio Cobos "cumple con su rol institucional" y que "nadie está en contra y nadie está trabajando para que a la Argentina le vaya mal".

También sostuvo que no debe renunciar Cobos al cargo, como se le exige desde el Gobierno, porque "es una reserva institucional en la vicepresidencia" y "está sosteniendo la racionalidad, el sentido común" dentro del Gobierno.

"Es fundamental que esté donde está", sentenció.

Además, criticó que "Kirchner en lugar de llevar a la Argentina por el centro de la avenida la quiere llevar a los tropiezos, y es acá donde Redrado dice 'yo tengo un límite'".

"Néstor Kirchner le está haciendo mucho mal a la gestión de la Presidenta, la lleva permanentemente a una situación de conflicto", cuestionó.

Sobre ello, criticó que, con la iniciativa oficial, "se ha instalado en la sociedad otra vez un clima de crispación".

De Narváez sostuvo que "Redrado es un excelente funcionario, de los mejores que hemos tenido, y entiende su rol de preservar el valor de la moneda" y que "atentar contra el presidente del Banco Central le hace mal a la República".

Por otra parte, advirtió que debería iniciarse juicio político a Aníbal Fernández, por su intervención en este conflicto.

"El jefe de gabinete ya ha pasado los límites, no sólo por lo que dice sino por lo que hace, y no se le puede permitir amedrentar con la fuerza pública a una persona del poder judicial", consideró.

Comentá la nota