Nafta: las estaciones piden un aumento que vaya a su bolsillo

En las negociaciones con el Gobierno se habla de una suba de $ 0,10 para la súper.
La pelea por recuperar rentabilidad que las estaciones de servicio vienen manteniendo hace rato con las petroleras podría tener una derivación inesperada, teniendo en cuenta el bajón que sufrió en los últimos meses el precio internacional del petróleo.

En la negociación que vienen manteniendo los dueños de las estaciones de servicio, el sindicato y los funcionarios de Energía para evitar un paro en los surtidores, una de las posibilidades que se baraja es un aumento en el precio de los combustibles a partir del 1°de enero.

En el caso de la nafta, el porcentaje podría superar el 3% y en el gasoil, el 4%. Estos incrementos, implican una suba de 10 centavos en el precio por litro de combustible que podrían ser trasladados al bolsillo de los expendedores.

Sin embargo, los estacioneros pretenden "como mínimo, un adicional de 20 centavos", señaló una fuente allegada a las cámaras. Por eso, de no mediar una solución, que satisfaga incluso al sindicato que pide una recomposición salarial del 15%, podría volver a cobrar fuerza la idea de llevar adelante un paro de actividades en enero. Según otra fuente allegada a las conversaciones, el Gobierno instó a las petroleras, tanto como al sindicato, a encontrar una solución al conflicto.

En función de eso, las ideas esgrimidas en las reuniones alcanzaron sutiles diferencias pero siempre contemplando un ajuste en el precio del combustible. En algún caso, los diez centavos podrian ser embolsados íntegramente por los expendedores. Por ejemplo, si el precio promedio de la nafta super hoy es de 2,68 pesos el litro, y pasara a costar 2,78 pesos, la rentabilidad del expendedor que hoy es del 8%, pasaría a ser casi el 10%. En cambio, según otra propuesta, la ganancia del estacionero sería una parte proporcional de la comisión. Es decir el 8% sobre el nuevo precio, o sea de unos 22 centavos. De todas maneras, estas propuestas no convencen a los expendedores porque aseguran que con ese margen no se les soluciona el problema de la rentabilidad que llevó al cierre a miles de estaciones de servicio en los últimos cuatro años. Estos temas se vienen tratando desde hace varios meses entre los distintos sectores de la comercialización pero se intensificaron especialmente la semana pasada, después de que el sector amenazó con reiterar el paro en las estaciones realizado hace más de un mes y que tuvo un alto nivel de acatamiento. La semana pasada, las reuniones fueron entre los expendedores, el sindicato (FOESGRA) que lidera Carlos Acuña y el funcionario de Energía Raul Baratta. Luego, el encuentro fue entre las petroleras y las cámaras FECRA y CECHA, en reuniones que se desarrollaron por separado.El precio promedio de la nafta premium es de 3,4 pesos.el de la super, de 2,68 y el gasoil, de 1,94$.Según la Asociación Dirigentes de Empresas (ADE), en lo que va del año, la nafta super aumentó 37%, la premiun, 42%, y el diesel 21%. (entre la primera quincena de diciembre 2008 vs. febrero 2008).

Comentá la nota