La Nación sólo bajó $ 3 millones de los $ 45 millones prometidos

Ya se firmaron convenios para hacer pavimento, desagües y un gasoducto. Pero apenas llegó el 6,6 por ciento de los fondos acordados. Para compensar esto, el gobierno echará mano al fondo sojero
En lo que va de la gestión del intendente Juan Jure, el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner prometió el desembolso de $ 45 millones en obras públicas pero sólo bajó $ 3 millones.

Ese monto representa el 6,6 por ciento del total mencionado.

En rigor, la Nación y el Municipio firmaron convenios para hacer obras por casi $ 45 millones.

El primero de ellos es por $ 9,3 millones y hace referencia a la pavimentación del barrio Roque Sáenz Peña. Posteriormente, se sumó otro por $ 10,4 millones relacionado con los desagües pluviales de ese sector barrial.

A esos $ 19,7 millones, se sumaron dos convenios más. Uno, por $ 22,8 millones, vinculado con los desagües pluviales del barrio Fénix y el sur de la ciudad y el otro, por $ 2 millones, relacionado con el gasoducto del Parque Industrial.

Pero de ese total cercano a los $ 45 millones, sólo se desembolsaron $ 3,2 millones.

Se trata de $ 2,5 millones iniciales y luego de $ 714 mil correspondientes al primer certificado de la pavimentación de Sáenz Peña.

También se presentaron otros dos certificados, uno por $ 339 mil y el otro por $ 920 mil. Pero de éstos no se efectivizó ningún desembolso.

Según fuentes municipales, en la primera semana de enero se concretará el pago de los dos certificados.

A través del subsecretario de Recursos Hídricos de la Nación, Fabián López, el intendente Jure empezó a aceitar una relación con el gobierno nacional con el objetivo de financiar obras públicas.

En la ciudad, los frentes de obras se tuvieron que paralizar por falta de fondos.

López, el representante del ministro de Planificación, Julio De Vido, en la provincia de Córdoba, contactó a Jure con el subsecretario de Obras Públicas de la Nación, Abel Fatala, para la puesta en marcha de los convenios.

Sin embargo, a diferencia de lo que pasa con la Municipalidad de Villa María, cuyo intendente es el ultrakirchnerista Eduardo Accastello, en Río Cuarto los fondos llegan en cuentagotas.

Después de un largo peregrinar por los despachos de la Casa Rosada, primero se desembolsaron $ 2,5 millones y luego $ 714 mil, lo que hace un total de apenas $ 3,2 millones.

Ni el ingreso de Jure a la polémica Mesa de los Cuatro facilitó la llegada de mayores fondos, a pesar de la presencia de Accastello.

Primero la expectativa se centró en el arribo de viviendas en forma directa desde la Nación sin pasar por la Provincia. Ahora, los esfuerzos convergen en el proyecto de creación del Banco Regional.

Tanto en uno como en otro caso, la mesa de intendentes le generó a Jure un cortocircuito con la Provincia (ver página 17).

La explicación de por qué Accastello ha recibido mucha más plata que Jure es que éste no se pasó a las filas del kirchnerismo y, en cambio, decidió mantener su identidad radical.

No es la primera vez que los Kirchner incumplen con sus promesas. Al ex intendente Benigno Rins le prometieron $ 1.000 millones en obras que nunca se desembolsaron.

Urgido por la necesidad de financiar obras de infraestructura, el gobierno de Jure seguirá gestionando en Buenos Aires fondos aunque éstos lleguen lentamente.

Los veinte frentes

Para el 2010, el intendente dice que pondrá en marcha veinte frentes de obras públicas por una suma de $ 16 millones. Para ello, echará mano al fondo sojero.

Entre ellas figuran la repavimentación de las calles San Martín y Gobernador Guzmán, el aliviador 25 de Mayo, la ampliación de la remodelación del microcentro, las redes cloacales para los barrios San Pablo y Las Quintas, la terminación de la Casa del Sol, el Registro Civil del Centro, los baños públicos, la Sala Multisensorial del Centro 11 y la remodelación de la plaza del Alberdi.

También el intendente tiene cifradas esperanzas en el fideicomiso de $ 12 millones, con el que piensa pagar la deuda pero también encarar otros proyectos de obras.

La Mesa de los 4 y Schiaretti

La relación entre el gobernador Juan Schiaretti y el intendente Juan Jure iba viento en popa hasta que éste empezó a formar parte de la Mesa de los Cuatro.

Además de Jure, la integran los intendentes Eduardo Accastello (Villa María), Daniel Giacomino (Córdoba) y Carlos Felpeto (Villa Carlos Paz).

La intención de bajar planes nacionales de viviendas a las ciudades citadas, sin pasar por la Provincia, enojó al gobernador que después montó en cólera al saber que, desde esa mesa política, se estaba impulsando un Banco Regional. "Es una quimera", contraatacó.

Desde ese momento, las relaciones entre Schiaretti y Jure se resquebrajaron. El último encuentro que ambos mantuvieron fue para comunicarle al jefe comunal que se iba a dictar la conciliación obligatoria en el marco del conflicto municipal.

Se cae el proyecto de la autovía

El proyecto de la autovía Río Cuarto-Córdoba, que demanda una inversión de $ 720 millones, se caerá como iniciativa privada.

Según publicó ayer Clarín, "tras haber sido adjudicados con bombos y platillos entre 2006 y 2008 (los proyectos de iniciativa privada del sector vial) ahora están próximos a ser dados de baja".

Y se agregó: "En las próximas semanas podrían ser reestatizados por las demoras que arrastran los trabajos y la resistencia que mostraron los usuarios a la hora de financiar las obras con aumentos de peajes".

Como se informó oportunamente, el Estado había intimado al Grupo Eurnekian a hacer las inversiones del caso so pena de rescindirle el contrato y pasar todo a la Dirección Nacional de Vialidad.

El emprendimiento fue lanzado hace cuatro años por las empresas Helport SA, del Grupo Eurnekian, y Boetto y Buttigliengo SA.

De los $ 720 millones, $ 420 millones se comprometió a aportar el grupo empresario en tanto que los restantes $ 300 millones, el Estado.

Comentá la nota