En un mes, la Nación licitará el postergado penal federal de Mendoza

En junio, el Gobierno nacional llamará a concurso para construir una cárcel en Cacheuta para más de 500 presos federales.
El mes que viene el Ministerio de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos de la Nación tiene previsto llamar a licitación la construcción del Centro Federal Penitenciario de Cuyo, que estará ubicado, en un predio de 50 hectáreas, al oeste del penal de Almafuerte, en Luján de Cuyo, Mendoza.

El nuevo penal que será para presos federales aunque, por el acuerdo entre los gobiernos nacional y provincial podrá alojar también presos no federales y tendrá una capacidad para 120 mujeres y 416 hombres. Estarán ubicados todos en celdas individuales y se dividirá en pabellones de internas e internos condenados, procesados, jóvenes adultos y en el caso de las mujeres habrá un pabellón para madres.

Tendrá una planta de tratamiento de líquidos cloacales, talleres de aprendizaje, biblioteca, talleres laborales de producción, huertas, áreas de recreación deportiva, playones deportivos cubiertos, asistencia educativa, una iglesia, un micro hospital, un sistema de calefacción por aire caliente y losa radiante, instalaciones de agua contra incendio, acceso pavimentado, sistema de detección temprana anti evasión y apertura de puertas a distancia.

Hay personal que vivirá en el lugar y están previstos un casino y otras comodidades para los penitenciarios.

La superficie cubierta será de 30.000 metros cuadrados y la semi cubierta de galerías de 2.500 metros cuadrados. El costo de la obra es de 250 millones de pesos y será financiado por la Nación aunque en el proyecto está interviniendo la Provincia. Según el ministro de Infraestructura, Transporte y Vivienda, Francisco Pérez, se ha pedido que se dé prioridad a las empresas locales "en defensa del compre mendocino".

El Ministerio de Justicia, Seguridad y Derechos Humanos está construyendo actualmente una cárcel similar pero con la mitad de la capacidad en Salta. También se está trabajando en la construcción de un penal más grande en Mercedes, provincia de Buenos Aires, y se están realizando tareas de refacción en la cárcel de Coronda en Santa Fe y en el penal de Ezeiza.

Según el ministro Pérez, "el penal que se construirá en Mendoza será un proyecto de importancia por las modernas características que tendrá y por la forma en que serán divididos los internos con planes importantes de reeducación".

En el transcurso de la semana viajará a Buenos Aires el subsecretario de Obras Públicas, ingeniero Mariano Pombo, para ajustar algunos detalles técnicos sobre los que se tienen dudas, como por ejemplo si se va a utilizar otra o la misma planta de tratamiento de líquidos cloacales del actual penal de Almafuerte.

Además hay otras cuestiones técnicas vinculadas con el retiro del edificio de la ruta provincial 84, que costea el terreno, al oeste de la actual estructura penal.

Comentá la nota