La Nación le inició a 9 de Julio un proceso de ejecución

La Nación le inició a 9 de Julio un proceso de ejecución
En 9 de Julio las cosas es­tán que arden.
Ayer, el intendente del departamento, Walberto Allende, fue citado a declarar en el marco de las acciones legales que el municipio le inició al ex jefe comunal Hugo Uzair por la desaparición de $300.000, dinero que la Nación depositó para llevar adelante una serie de proyectos del Plan Manos a la Obra hace 5 años y nunca se concretaron.

La semana pasada, Uzair de­claró y señaló que usó los fon­dos, amparado en la Ley de Contabilidad Municipal, normativa que habilita el desvío de recursos. Sin embargo, el ex intendente no tuvo en cuenta que la legislación señala que los fondos se deben devolver, ya que sólo pueden ser desviados en forma transitoria.

Debido a esta irregularidad, la Nación inició un proceso de ejecución contra la Munici­palidad. Esta acción obliga a la comuna a devolver el dinero. Es por esto que la actual gestión nuevejulina, encabezada por Walberto Allende, decidió tomar cartas en el asunto e intimar a Uzair para que él reintegre los fondos con el fin de evitar que las arcas departamentales se vean afectadas. En este sentido, el asesor legal de la comuna, Marcos Moya, dijo: "El ex intendente debe devolver el dinero porque es él el responsable".

Con el objetivo de parar el proceso de ejecución, hace 8 días Allende fue a Buenos Aires para informar sobre las acciones que ha tomado el municipio.

Lo cierto es que esta situación viene perjudicando desde hace tiempo al departamento, ya que la Nación no manda ni enviará fondos a 9 de Julio hasta que la situación se normalice.

Recién habrá novedades en la causa la próxima semana.

Comentá la nota