Mussolini trabajó como espía británico

Por 100 libras a la semana, el Duce imprimía propaganda a favor de la Primera Guerra Mundial
LONDRES.- Aunque formó parte del eje nazi que buscó poner de rodillas a Gran Bretaña en la Segunda Guerra Mundial, el dictador italiano Benito Mussolini trabajó para los servicios secretos británicos MI5 en 1917, según reveló una investigación de la Universidad de Cambridge.

Durante la Primera Guerra Mundial, el joven Mussolini, entonces un periodista socialista y director del popular periódico Il Popolo d´Italia , recibió pagos semanales de 100 libras de la inteligencia británica a cambio de imprimir propaganda para que Italia se mantuviera como aliada de Gran Bretaña y Francia en la contienda contra Alemania.

De acuerdo con los 40.000 documentos estudiados durante 12 años por el historiador Peter Martland, los pagos al Duce fueron autorizados por sir Samuel Hoare, un diputado que encabezó un equipo de 100 espías británicos apostados en Italia para intentar mantener a ese país del lado de los aliados, y que luego ocuparía altos cargos en el gobierno del Reino Unido .

Aunque 100 libras a la semana era mucho dinero hace 92 años (cerca de 10.000 dólares actuales), la cifra era una gota en el océano en comparación con el gasto bélico británico. "Esta guerra costó cuatro millones de libras al día, así que 100 libras a la semana no era ni siquiera dinero", dijo Martland.

Además de cumplir con la tarea de escribir a favor de que los soldados italianos continuaran en el frente de batalla, Mussolini reclutó a matones para disuadir a manifestantes pacifistas y evitar así que la población se pusiera en contra del conflicto.

"Una de las cosas que definen el fascismo es que la violencia es una herramienta política legítima, así que [esto] es el principio del Mussolini de la era de los camisas negras", indicó Martland.

Aunque el investigador considera que fue "astuto" por parte del MI5 reclutar a Mussolini, duda de que el Duce gastara lo que ganó en la campaña bélica. "Parte del dinero fue a subvencionar su periódico, pero sabemos que Mussolini era un mujeriego, así que no es descabellado pensar que gran parte de ese dinero fuera a sus amantes", explicó.

Comentá la nota