Murió el patriarca de la Iglesia Ortodoxa de Rusia

Alexis II falleció a los 79 años; encabezaba la mayor de las 16 confesiones ortodoxas y tenía una gran influencia política en ese país; "sorpresa y dolor" en el Vaticano
MOSCU.- El patriarca de la Iglesia Ortodoxa de Rusia, Alexis II, murió esta mañana a los 79 años, informó la oficina de prensa del patriarcado. El anuncio del deceso fue hecho por el portavoz del Patriarcado de Moscú, Vladimir Vigilianski.

Alexis II, cercano del actual primer ministro y ex presidente Vladimir Putin, dirigía la mayor Iglesia ortodoxa rusa desde 1990. Restableció, con el apoyo del Kremlin, la infuencia de su Iglesia en un país que salía de 70 años de ateísmo del régimen soviético.

"Estoy conmovido (...), sentía un inmenso respeto por él", dijo a la agencia Interfax el último presidente soviético, Mijail Gorbachov, padre de la Perestroika bajo la que se orquestó la apertura del régimen.

Alexis II era una figura muy respetada en Rusia y muy presente en la política y los medios de comunicación. Durante su gestión tuvo momentos de tensión con los católicos, a quienes acusaba de actividades "proselitistas" en Rusia, y se negó a recibir al papa Juan Pablo II.

Un acercamiento con el Vaticano se esbozaba desde el nombramiento de Benedicto XVI. Pero en junio pasado, Alexis II reiteró que el "proselitismo" católico representaba un "problema" en "las tierras tradicionalmente ortodoxas de Rusia y de otros países" de la hoy disuelta Unión Soviética.

Desde hace tiempo circulaban en Moscú versiones de que el líder religioso se encontraba en un precario estado de salud, que indicaron que había sido hospitalizado brevemente en Alemania.

Alexis II murió en su residencia de las afueras de Moscú, en la localidad de Peredelkino, en el lugar conocido porque allí está sepultado el escritor Boris Pasternak.

Dolor en el Vaticano. "Sorpresa y dolor" causó hoy en el Vaticano la noticia de la muerte del patriarca de Rusia, Alexis II, declaró Brian Farrel, secretario del Pontificio Consejo para la Unidad de los Cristianos.

Al patriarca Alexis II le correspondió guiar a la Iglesia en un período de "gran transformación", dijo Farrel, y desempeñó esa tarea "con gran sentido de responsabilidad y de amor a la tradición rusa", agregó.

Comentá la nota