El mural de la discordia se exhibe custodiado en la catedral de La Rioja

Reúne a Menem, el gobernador Beder Herrera y su antecesor Angel Maza, junto a la Virgen María y el Papa.
El polémico mural que reúne al papa Juan Pablo II, a la Virgen María, al ex presidente Carlos Saúl Menem y al gobernador Luis Beder Herrera se exhibe desde esta mañana en una pared lateral de la Catedral riojana.

El cuadro, colocado el viernes por el gobierno provincial, también refleja las figuras de los ex gobernadores Angel Eduardo Maza y Bernabé Arnaudo, del ex obispo de La Rioja Fabriciano Sigampa, que encargó la obra, y de Octavio Calvo, el autor de la obra que ya fue bautizada popularmente como "La Salamanca".

El mural que el gobierno riojano quiso darle carácter de histórico generó una fuerte polémica por sus protagonistas y los opositores amenazaron con dañarlo como forma de protesta.

Pesa unos 200 kilos, tiene 6 metros de alto por 4 de ancho y se estima que el costo de los materiales que utilizó el pintor se ubicaría en unos 25 mil pesos que habría sido costeado por el Estado provincial.

El abogado del Obispado de La Rioja, Federico Pasos Espín, dijo que a su criterio Calvo "no buscaba nada más que un mayor resarcimiento económico" al ya cobrado, y por esa razón demandó judicialmente a la Iglesia, que fue quien le puso plazo a la colocación del mural.

"Nosotros hemos cumplido con el fallo judicial. Ahora, si alguien lo daña porque se siente ofendido, escapa a nuestra respuesta. En la Catedral hay seguridad", entre otras cámaras de video "para evitar robos", añadió el letrado.

En declaraciones radiales, Pasos Espín explicó que la obra "estará allí el tiempo que se disponga" y "no habría problema" en sacarlo, "aunque esa no es la idea".

Por su parte, Néstor Vildoza, conocido artista plástico catamarqueño, opinó que la pintura "se parece a las tapas de (la revista) Gente" y ha sido tradicional que gente importante, incluso dignatarios de la iglesia en América Latina, "paguen para ser retratados".

Comentá la nota