Municipios pidieron reparación histórica

Las comunas de Pomán, Saujil, Capayán y Fiambalá solicitan algún tipo de compensación al considerar que no fueron beneficiados por la ley de coparticipación.
Los municipios de Pomán, Saujil, Capayán y Fiambalá presentaron ayer la nota en la reunión de la Comisión de Participación Municipal por la que solicitan una reparación histórica al considerar que fueron los menos beneficiados por la ley de coparticipación municipal. El planteo de los intendentes generó un debate que inició la discusión para definir nuevos parámetros de distribución del Fondo de Emergencia.

En la reunión de la Comisión de Participación Municipal estuvieron presentes los intendentes Francisco Gordillo (Pomán), Pablo Názar (Capayán) y Lucas Carrazana (Saujil), tres de los interesados en obtener algún tipo de compensación que surja del Fondo de Emergencia. "A partir del planteo realizado vamos a verificar si ellos fueron los perjudicados. Se hará un estudio de los ingresos que tuvieron desde el mismo momento en que se sancionó la ley, además de estudiar los indicadores económico financieros de cada municipios", aseguró el subsecretario de Asuntos Municipales, Miguel Vázquez Sastre, al referirse a los números que reflejan el gasto de personal, el crecimiento de la planta de empleados, la planta política. También recordó que se trata de cuatro comunas que en forma permanente recibieron la asistencia del fondo de Emergencia.

La nota presentada ayer genera un foco de discusión en el interior de la comisión ya que otros intendentes opinan que tampoco fueron beneficiados.

La comisión de Participación Municipal ratificó la decisión de no asistir a las comunas para el pago del incremento salarial del 11% y sólo continuar con el salvataje financiero para garantizar los incrementos dados en los meses de abril y mayo.

Según comentó Miguel Vázquez Sastre también se planteó la necesidad de discutir alternativas para la distribución más equitativa de los ingresos que tiene el fondo.

Es que la comisión analiza la posibilidad de imponer topes a las comunas que ya reciben la asistencia financiera del Fondo de Emergencia; implementar el haber testigo de manera que todos los municipios discutan sueldos a partir de una misma escala salarial; o exigir el recorte en la planta política de funcionarios; todas alternativas que se analizarán desde aquí hasta fin de año.

Comentá la nota