El municipio ya trabajaría en base a un proyecto de UPC

Según fuentes del Palacio 6 de Julio, la secretaria de Transporte municipal, Laura Villalba, estaría trabajando en un proyecto de...
Según fuentes del Palacio 6 de Julio, la secretaria de Transporte municipal, Laura Villalba, estaría trabajando en un proyecto de Unión por Córdoba (UPC) para resolver, al menos en parte, el conflicto entre taxistas y remiseros que semana a semana toma de rehén a los cordobeses convirtiendo en un caos la ciudad.

El proyecto de ordenanza justicialista propone modificar el artículo 21 inciso d) de la Ordenanza 10.270, que regula la actividad de taxis y remises, y dice: "Los auto remis no podrán levantar pasajeros en la vía pública dentro de la zona de exclusión determinada por las calles Bv. San Juan - Bv. Illia (hemicalzada norte) - Bv. Chacabuco - Av. Maipú - Sarmiento - Humberto Primo y Figueroa Alcorta - Marcelo T. de Alvear (hemicalzada este) (...)".

Asimismo, la iniciativa agrega la posibilidad de que las agencias de remis puedan disponer de paradas ubicadas fuera de la "zona de exclusión", como por ejemplo hospitales, CPC, etcétera, de acuerdo a lo que disponga, vía reglamentaria, el Ejecutivo municipal.

En definitiva, el proyecto aspira a convertir en norma algo que en la realidad ya ocurre, pues es sabido que en los diferentes barrios de la ciudad los clientes acceden al servicio sin previo llamado a las agencias de remis.

Por su parte, el municipio, a través de Villalba, parece no tener un plan definido que encuentre una solución al conflicto entre "verdes" y "amarillos" y analiza varias propuestas más que intentan dejar conformes tanto a unos como a otros. Lo que sí aseguró la secretaria de Transporte municipal es que la Ordenanza 10.270 "no quedará como está" y que "se le realizarán modificaciones para brindar un mejor servicio a los vecinos", más allá de los intereses particulares que puedan esgrimir tanto taxistas como remiseros.

En el transcurso de esta semana se espera que el municipio envíe el proyecto al Concejo Deliberante, tal como lo anunció hace unos diez días Villalba, y allí los ediles tendrán que debatir sobre un conflicto que amenaza con profundizarse día tras día.

En tanto, los trabajadores de la empresa que se dedicada a la fabricación de vidrio en la ciudad y que hace días quebró, solicitaron al Concejo Deliberante que interceda en la problemática para que "declaren de utilidad pública y expropiación temporaria a la fábrica", actualmente en manos de un síndico puesto por la Justicia cordobesa.

Los ediles se comprometieron a crear una comisión especial que siga el caso y el mismo será discutido esta semana en la Comisión de Desarrollo Urbano del recinto legislativo.

Comentá la nota