''El Municipio de Saladillo tiene mucho personal en negro''.

El concejal del Frente para la Victoria Nazareno Cuello se refirió a la convocatoria realizada a la subsecretaria de Desarrollo Humano, Mariel Vanzini, y en particular a las condiciones laborales de los empleados municipales. "Los trabajadores no tienen que estar sujetos a la decisión o al humor de un determinado dirigente, del intendente municipal o un determinado funcionario", aseveró.
El edil explicó que la convocatoria a Vanzini surgió a partir de un proyecto de comunicación a raíz de partidas afectadas, que al analizar la Rendición de Cuentas surgieron algunas dudas que motivaron pedidos de informes sobre jardines maternales y los fondos de fortalecimiento social. El concejal manifestó que en la reunión de comisión valoraron las respuestas enviadas por el Ejecutivo, pero al no ser del todo satisfactorias acordaron convocar a la subsecretaria de Desarrollo Humano para que amplíe la información.

Con respecto al informe sobre jardines maternales Cuello manifestó que pone de manifiesto lo que desde el bloque se venía denunciando, que es el personal municipal que no tiene regularizada su situación laboral. Expresó que de 24 agentes que trabajan en Sagrada Familia sólo dos pertenecen a planta permanente y de 11 que están en Santa Ana uno solo. "El Municipio de Saladillo tiene mucho personal en negro. Acá está muy claro, no sólo lo dice la oposición. Aquí lo dice el oficialismo: El Municipio de Saladillo, con el tema laboral de sus empleados, tiene una deuda pendiente de lo que es el trabajo en negro, además de lo que es el aumento de sueldos", aseveró.

Asimismo el edil cuestionó el horario de funcionamiento de los mismos, dado que aunque el convenio, por el cual la provincia abona entre 165 y 169 pesos por cada uno de los niños, estipula que debe funcionar de 7 a 17, el Sagrada Familia atiende de 7 a 19 pero el Santa Ana de 7 a 13, y se señala que no habría matrícula potencial para extender el horario.

Cuello manifestó que en la reunión con Vanzini también van a pedir que amplíe la información de cómo se implementa los fondos de Fortalecimiento Social, y aclaró que no están en contra de la ayuda sino que quieren saber cómo se implementa.

Por último indicó que la precariedad que significa el trabajo en negro o la ayuda al desempleado atenta contra el derecho de los trabajadores, por lo cual el Departamento Ejecutivo debe realizar una revisión al respecto y el sindicato tiene que reforzar su trabajo en consecuencia. "Los trabajadores no tienen que estar sujetos a la decisión o al humor de un determinado dirigente, del intendente municipal o un determinado funcionario. Los trabajadores tienen que tener las garantías que corresponden, y no tienen que estar sujetos a cuestiones políticas", concluyó.

Comentá la nota