El Municipio podría unificar el servicio de taxis y remises

La medida se adoptaría ante las dificultades para que trabajadores de ambos servicios logren un acuerdo. De este modo, regiría una tarifa única y el usuario podría utilizar, en la calle, cualquier servicio. Fuerte resistencia de taximetristas. Desde el Concejo Deliberante no descartan convocar a una Audiencia Pública para que la comunidad exprese su postura.
En dos encuentros mantenidos en el Concejo Deliberante, remiseros y taxistas plantearon ayer, ante el cuerpo de ediles y funcionarios del Municipio, las dificultades que existen entre ambos sectores en la prestación del servicio, por lo que desde el Ejecutivo anunciaron que se analiza un proyecto para unificar ambas prestaciones, poniendo así un punto de cierre a la disputa que arrastran los trabajadores del volante.

Es que mientras los taxistas recuerdan que la ordenanza que regula a los remises les impide levantar pasajeros en la vía pública; los remiseros sostienen que los usuarios deberían tener la posibilidad de optar entre uno y otro servicio.

De este modo, las posiciones de ambos sectores no parecen que puedan encontrar puntos de coincidencia, por lo que el secretario de Gobierno del Municipio, Pablo Blanco, confirmó a los trabajadores que se podría unificar el servicio en la ciudad.

«Ninguno cumple con su rol, y como las posiciones están encontradas tanto de un sector como del otro, lo que menos se tiene en cuenta es la opinión de los vecinos», fustigó Blanco, para quien «es tiempo de tomar medidas concretas y unificar el servicio, por lo que trabajaremos en este sentido».

El Secretario de Gobierno del Municipio adelantó que «desde hace tiempo atrás estamos trabajando en algunos proyectos, y los vamos a enviar al Concejo Deliberante para que lo analicen, porque es el lugar donde se debe discutir».

Blanco recordó que «hemos tenido reuniones tanto con remiseros, como con taxistas, y estamos convencidos de que en Río Grande, el servicio de taxis y remises está desvirtuado», por lo que consideró que «este es un tema que nunca se debería haber dado en Río Grande, pero algunos, con mano muy fácil, desvirtuaron los servicios».

«Es probable que haya diferencias, hay quienes están de acuerdo y quienes no, pero lo que logrará la unificación del servicio será el sinceramiento de esta cuestión, porque ni los taxis ni los remises cumplen con su función determinada. Basta salir de la provincia para ver qué es un taxi y qué es un remís y que lo que hay acá es otra cosa», remarcó.

Por último, Blanco destacó que «hablamos de un mejor servicio y evitar las continuas peleas que pueden terminar en un acto grave de violencia que no se pude permitir, debemos necesariamente trabajar para mejorar el servicio, en un marco consensuado y no por presiones como se pretendía que se haga».

Mejorar los servicios

Por su parte, el presidente del Concejo Deliberante, Juan Felipe Rodríguez, entendió que la propuesta de unificación planteada por el Municipio «sin duda busca mejorar el servicio para los vecinos, quienes son los usuarios del sistema».

«En un primer momento, el diálogo giró en torno a inquietudes que tenían los remiseros, que nos consultaban sobre la posibilidad de permitirles levantar pasajeros en la vía pública o permitir que se respeten los convenios con los supermercados, lo que fue analizado por todos los que participamos de la reunión, arribando a diferentes propuestas que tiendan a mejorar el servicio». Garantizó que desde el Concejo y el Municipio se trabajará en conjunto para que prime un mejor servicio, afirmando que «si para esto debemos hacer modificaciones y establecer otro sistema lo haremos».

Por último, Rodríguez coincidió en que una Audiencia Pública permitirá «tener la mirada de los vecinos, sus opiniones y su mirada sobre el servicio, por lo que sería un elemento fundamental a la hora de tomar una determinación, ya que reitero que son los vecinos de la ciudad quienes utilizan el servicio».

Comentá la nota