El Municipio intenta volver a la normalidad.

Luego del siniestro ocurrido hace más de una semana, la Municipalidad tuvo que reforzar las instalaciones de la Casa de la Cultura a donde fueron derivadas varias Secretarías. Personal de Sistemas tuvo que trabajar contrarreloj para reinstalar la estructura informática. En el incendio se perdieron ocho equipos completos y un equipo especial que funcionaba como servidor de impresión.
Luego del incendio que destruyera cerca del 40 % del edificio municipal, desde la misma Comuna se destacó que el personal de las diversas áreas "sacó a relucir su amor por la camiseta, para permitir que en el término de una semana la actividad se desarrollara prácticamente con normalidad".

Una de las áreas de las cuales depende en buena parte el funcionamiento de la totalidad del Municipio, es la Jefatura de Sistemas dependiente de la Secretaría de Economía y Hacienda.

Durante las jornadas que siguieron al siniestro su personal debió trabajar a destajo para reinstalar la estructura informática y permitir la labor del resto de las dependencias.

Pérdidas en el sistema informático

En el siniestro se perdieron un total de ocho equipos, (en su mayoría completos), y se produjo la baja de un equipo especial, que funcionaba como servidor de impresión, a raíz del fuego o por efecto del agua.

En las primeras 72 horas, la labor realizada por el personal del área posibilitó restaurar la conexión del sistema informático interno, que vincula a todas las dependencias municipales, mientras que sólo 24 horas después, la totalidad de las áreas, contaban con su respectiva conexión a la red de Internet.

Desde el Municipio se anunció que entre las próximas acciones se encuentra la reconexión del enlace de fibra óptica de la Intendencia Municipal, "como se sabe instalada de manera provisoria en el edificio de la Secretaría de Turismo".

La Casa de la Cultura desbordada

Una vez definido por el Ejecutivo, el esquema de emergencia para permitir el funcionamiento del Municipio tras el incendio, la Casa de la Cultura debió albergar a buena parte de su estructura. No obstante una de las complicaciones que surgió, fue que las instalaciones eléctricas quedaron obsoletas a la hora de soportar la carga que demanda el funcionamiento de Mesa de Entradas, Recaudaciones, Recupero, Sistemas, Economía, Comercio, Personal y de la propia Dirección de Cultura.

Por esto el personal del Área de Mantenimiento, debió abocarse a trabajar de manera intensiva, desde el viernes y a lo largo de todo el fin de semana, en la readecuación de las instalaciones eléctricas.

Desde la Comuna se informó que se trabajó arduamente contrarreloj a lo largo del fin de semana, para permitir el inicio de las tareas sin sobresaltos durante la jornada del lunes. Para permitir que la instalación eléctrica esté en condiciones de soportar la carga de la actual estructura, se produjo el reemplazo total del cableado existente de 1 ½ mm, sectorizando la instalación mediante la colocación de llaves térmicas y sus respectivos disyuntores, procediendo además a la colocación de alrededor de 700 metros nuevos de cable de 2 ½ mm y 4 mm en algunos sectores".

Comentá la nota